Público
Público

La inauguración de los Juegos desencadena protestas por la falta de derechos humanos y el Tibet

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La inauguración hoy de los Juegos Olímpicos en Pekín ha desencadenado una multitud de protestas, en las que murió una persona, así como manifestaciones en el mundo para denunciar la falta de respeto a los derechos humanos en China y en solidaridad con el pueblo tibetano.

Una persona se inmoló hoy frente a la embajada china de Ankara como protesta por la política de Pekín frente a la minoría uigur.

La asociación Asamblea General Mudial de los Uigures y otras organizaciones de apoyo a la independencia del Turquestán Oriental se manifestaron en Ankara para protestar frente a la legación diplomática de China.

En Katmandú, al menos 1.130 tibetanos fueron detenidos cuando intentaban protestar frente a la oficina de la embajada china unas horas antes del comienzo de los Juegos Olímpicos.

Nepal da una especial importancia a sus relaciones con China, por lo que vigila con esmero todas las manifestaciones tibetanas en su territorio y prohibe las actividades "anti-chinas".

Un grupo de tibetanos intentó hoy penetrar en la embajada china en Nueva Delhi en el momento en que tenía lugar la inauguración de los Juegos y fue detenido por agentes indios, según fuentes policiales.

En Bruselas unas 300 personas se manifestaron a favor de los derechos humanos en el Tibet ante las sedes de la Comisión Europea y el Consejo de la Unión Europea, horas antes del comienzo de la ceremonia inaugural de los juegos en Pekín.

El colectivo reclamó la atención internacional sobre la violación de los derechos y la falta de libertad religiosa en la zona, en especial tras los disturbios en Tibet en marzo pasado y la consiguiente represión violenta por parte de China.

También en Paris unas 200 personas estuvieron hoy, entre fuertes medidas de seguridad, frente a la embajada china para denunciar la falta de derechos humanos en ese país asiático, justo hasta el comienzo de la ceremonia de inauguración de los Juegos.

Asimismo la organización Reporteros sin Fronteras (RSF) emitió hoy clandestinamente en Pekín un programa de radio destinado a llamar la atención sobre la falta de libertades en China, horas antes de la inaguración.

Según informaron en Paris responsables de RSF, varios miembros de la organización han logrado introducir emisoras en miniatura y antenas camufladas con las que han emitido desde varios lugares y durante 20 minutos, en la frecuencia 104,4 FM, un programa en mandarín, inglés y francés.

"Se trata de la primera emisión no estatal difundida en China desde la llegada del Partido Comunista al poder en 1949", informa un comunicado de RSF.

En Italia, el Partido Radical organizó una manifestación en Asís (centro de Italia) para expresar su solidaridad con el pueblo tibetano y exigir respeto a los derechos humanos, mientras se desarrollaba la ceremonia de apertura de los Juegos.

A su vez la aerolínea china Air China suspendió hoy algunos vuelos en Japón después de haber recibido por correo electrónico una amenaza de bomba relacionada con los Juegos Olímpicos.

Un avión que se dirigía a la localidad china de Chongquing dio la vuelta en pleno vuelo y regresó a Nagoya (centro de Japón) después de conocerse la citada amenaza.

El mensaje amenazaba con hacer estallar la aeronave a menos que la compañía suspendiese sus vuelos.