Público
Público

Indonesia detiene al islamista Sonata, el terrorista más buscado del país

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La policía de Indonesia detuvo hoy al terrorista más buscado del país, Abdullah Sonata, en una operación en la isla de Java en la que fueron arrestados otros dos presuntos islamistas y otro murió tiroteado, informaron las autoridades.

El jefe de la policía de Indonesia, Bambang Hendarso Danuri, confirmó la identidad del principal detenido, al que se le acusa de ser un estrecho colaborador del fallecido Noordin Top y de reclutar a los integristas del grupo terrorista de Aceh desarticulado recientemente.

"Densus 88 (los cuerpos especiales antiterroristas) han detenido a Abdullah Sonata", aseguró Hendarso Danuri durante un acto oficial.

La operación antiterrorista comenzó el miércoles por la tarde y se desarrolló hasta bien entrada la noche en las localidades de Klaten, Cangkringan y Boyolali, todas en el centro de la isla de Java, según las fuerzas de seguridad.

En más de un enclave, el cerco a los sospechosos degeneró en un tiroteo que dejó, al menos, un policía gravemente herido.

Sonata, que está siendo interrogado en la actualidad en dependencias policiales, viajaba solo en un autobús que cubría la ruta entre las ciudades de Solo y Semarang.

Este presunto terrorista, uno de los dos líderes islamistas de Indonesia junto a Umar Patek, fue condenado a siete años de cárcel en 2006 por posesión de armas y ayudar a Noordin Top, el terrorista más buscado del Sudeste de Asia hasta su muerte en una operación policial el pasado agosto, pero salió en abril de 2009 por buena conducta.

Por su parte, el Densus 88 arrestó también a dos presuntos terroristas llamados Sogir y Agus Mahmudi, ambos vinculados a la muerte de tres agentes en Purworejo y Kebumen hace unos meses, y disparó y mató a un tercer sospechoso, Yuli Karseno.

Los islamistas estaban utilizando un piso franco propiedad de un pariente de un terrorista llamado Sogir, especializado en la fabricación de bombas, según el periódico "The Jakarta Globe".

Al inspeccionar las viviendas habitadas por los detenidos, las fuerzas de seguridad se han incautado de varios componentes para la fabricación de bombas, incluidos detonadores y componentes electrónicos.

Indonesia ha detenido, juzgado o matado a cerca de 500 presuntos terroristas desde los atentados simultáneos de Bali en 2002, en los que murieron 202 personas, en su mayoría extranjeros.

El último atentado islamista tuvo lugar en julio de 2009, cuando dos suicidas mataron a siete personas en dos ataques simultáneos contra sendos hoteles de lujo en el centro de Yakarta.