Público
Público

Insertó 40 agujas en el cuerpo de un bebé por un "ritual"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Un brasileño admitió haber metido más de 40 agujas de coser metálicas en el cuerpo de un niño de dos años en lo que podría haber sido un acto religioso o de un culto, según publicaron medios el jueves.

El niño, que se encuentra grave aunque estable, va a ser trasladado a un centro médico especializado en Salvador, la capital del estado de Bahía, en el noreste del país, después de que los médicos encontraran dos agujas que están peligrosamente cerca de su corazón.

que mostró la página web de la cadena de noticias Globo - revelaron decenas de agujas por todo su cuerpo, algunas cerca de sus pulmones, otras en el abdomen, el cuello o las piernas.

Según la televisión de Globo, la policía en Ibotirama dijo que el antiguo padrastro del chico, Roberto Carlos Magalhaes, de 30 años, fue arrestado y admitió haber metido las agujas en el cuerpo del bebé. Además, indicaron que al parecer fue ayudado por dos mujeres, una de las cuales estuvo implicada en un grupo religioso.

Los cirujanos tenían previsto operarle, pero lo suspendieron tras decidir que era demasiado peligroso, dijo el médico Fabio Contelle en el hospital de la localidad de Barreiras durante una entrevista con Globo TV. El niño fue trasladado a Barreiras procedente del pequeño hospital en Ibotirama cuando los médicos se dieran cuenta de la gravedad de su estado.

El diario A Tarde de Bahía citó a su madre, Maria Souza Santos, diciendo que sospechaba que Magalhaes estuvo implicado en algún tipo de "magia negra".

"A mi hijo no le gustaba ir con Roberto. Yo no creía que fuera capaz de hacerle algo malo", afirmó ella en las citas.

La policía de Ibotirama no pudo ser contactada de manera inmediata.

Bahía se sitúa en el corazón de la zona de influencia africana en Brasil, donde muchas personas practican religiones afrobrasileñas que mezclan el espiritismo y las creencias indígenas y africanas.