Público
Público

Las instituciones celebran hoy la Constitución con Solé Tura en el recuerdo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Representantes de las altas instituciones del Estado acuden hoy al Congreso para conmemorar el XXXI aniversario de la Constitución en la tradicional recepción del 6 de diciembre, que este año recordará en especial a Jordi Solé Tura, uno de los "padres" de la Carta Magna, fallecido el viernes.

Los presidentes del Congreso, José Bono, y del Senado, Javier Rojo, recibirán a partir de las 11,45 horas en la entrada del Palacio de las Cortes a los invitados al acto, que comenzará a mediodía en el Salón de Pasos Perdidos.

Entre ellos, el jefe del Ejecutivo, José Luis Rodríguez, Zapatero, varios miembros del Gobierno, la presidenta del Tribunal Constitucional, María Emilia Casas, el del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) y Tribunal Supremo, Carlos Dívar, y varios presidentes autonómicos.

Por primera vez en la historia de la democracia española, un lehendakari va a participar en el acto central de la celebración del Día de la Constitución; así, la presencia del socialista Patxi López será una de las principales novedades de la recepción.

Ha confirmado también su asistencia el presidente de la Generalitat, José Montilla, y los socialistas Marcelino Iglesias (Aragón) y José María Barreda (Castilla-La Mancha).

En esta ocasión, la conmemoración de la aprobación de la Constitución de 1978 se produce tan sólo dos días después del fallecimiento de uno de sus ponentes, Jordi Solé Tura, que pertenecía al PSUC cuando se redactó el texto constitucional.

El acto central de la celebración del Día de la Constitución consiste en una recepción en el Salón de Conferencias del Congreso, también llamado "de Pasos Perdidos", durante la cual pronuncia un discurso el presidente de la Cámara Baja, José Bono.

La coincidencia del presidente catalán, José Montilla, con la presidenta del Tribunal Constitucional, María Emilia Casas, será uno de los focos de atención en el cóctel posterior a la recepción, por el debate político abierto por la sentencia pendiente sobre la constitucionalidad del Estatut de Cataluña.