Publicado: 23.11.2013 19:30 |Actualizado: 23.11.2013 19:30

Interior cesa a un implicado en el 'caso Faisán' sin esperar a que el Supremo confirme su condena

Pamies fue uno de los dos condenados por la Audiencia Nacional por un delito de revelación se secretos. Fernández Díaz aseguró que no tomaría ninguna decisión hasta que hablase el Alto Tribunal

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Ministerio del Interior ha cesado de su puesto como responsable de la Comisaría de Huesca a Enrique Pamies, sin esperar a que el Tribunal Supremo confirme su condena como autor del chivatazo a ETA en el bar Faisán, han confirmado fuentes policiales. Enrique Pamies fue condenado junto al inspector José María Ballesteros por la Audiencia Nacional a un años y medio de cárcel y cuatro de inhabilitación por un delito de revelación se secretos.

Tras conocerse esta decisión de la Audiencia Nacional, el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, aseguró que no adoptaría ninguna decisión en torno a los condenados hasta que esta sentencia fuera confirmada por el Alto Tribunal. "Cuando sea firme porque se han agotado los recursos a los que tengan derecho los interesados y los ejerzan, cuando ese fallo sea definitivo y se nos haya notificado, se cumplirá. Hasta que no llegue ese momento no vamos a tomar ninguna decisión en el Ministerio", aseguró Fernández Díaz el mismo día en que se conoció la sentencia, el pasado 16 de octubre.

Pamies ya no es el comisario de Huesca y pasará a desempeñar un cargo burocráticoLas fuentes policiales consultadas han informado que, desde ayer, Pamies ya no es el comisario de Huesca y pasará a desempeñar la función de secretario general de la Jefatura Superior de la Policía de Aragón, un cargo burocrático según explican estas fuentes. Su lugar en la comisaría oscense lo ocupará a partir de ahora Fernando Pascual Grasa, que hasta ahora desempeñaba la función de Jefe de Seguridad Ciudadana en Zaragoza. Tanto Pamies como Ballesteros, los dos condenados, tienen presentados sendos recursos ante el Tribunal Supremo en contra de la sentencia de la Audiencia Nacional que les condenó por el chivatazo.