Público
Público

Los internautas estudian recurrir la "ley Sinde" ante el Constitucional

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La Asociación de Internautas estudia presentar un recurso ante el Tribunal Constitucional si se aprueba mañana la Ley de Economía Sostenible, que incluye el cierre o bloqueo de páginas web que vulneren la propiedad intelectual por orden judicial.

"Si no queda otro remedio y la ley se aprueba tal y como está ahora mismo no tendremos problemas para reunir las firmas necesarias y presentar un recurso de inconstitucionalidad", ha asegurado a Efe el presidente de la citada asociación, Víctor Domingo, veinticuatro horas antes de la presumible aprobación de la ley antidescargas.

La Comisión de Economía del Congreso de los Diputados, con competencia legislativa plena, podría aprobar mañana la Ley de Economía Sostenible que recoge reformas estructurales para mejorar la competitividad y aumentar el potencial de crecimiento.

Entre las reformas, la normativa incluye, en la disposición final segunda, la creación de una comisión de propiedad intelectual, que será la encargada de recibir las denuncias de los afectados por la piratería, comprobar que existe vulneración de derechos y solicitar el cierre o bloqueo de una determinada página web a un juez de lo Contencioso-Administrativo de la Audiencia Nacional.

El presidente de la Asociación de Internautas, Víctor Domingo, ha considerado que la conocida como "Ley Sinde" podrá cerrar hasta más de un centenar de páginas web de intercambio de archivos, algo que, ha recordado, "hasta el momento no han hecho los jueces".

"Muchas de estas páginas han sido denunciadas, juzgadas y, hasta sobreseídos sus casos", ha asegurado a Efe Domingo, quien cree que este "atropello" a internet no va a acabar con la piratería.

Domingo ha apuntado que con la aprobación de la norma, que podría entrar en vigor el próximo febrero, la comunidad internauta "no se va quedar callada".

Los primeros pasos de protesta los dio la asociación la semana pasada. Bajo el lema "ayúdales a decir no a la ley Sinde", los internautas invitaban a los ciudadanos a llamar a los diputados para denunciar la aprobación de esta normativa.

Ayer, durante doce horas, más de una veintena de páginas webs de enlaces para descargas echaba el cierre como protesta ante la normativa que, según se podía leer sobre un fondo negro al inicio de cada uno de estas páginas, convertirá internet "en una tele más al servicio del poder".

Las redes sociales también calientan el debate desde hace horas. En Facebook y Twitter algunos usuarios amenazan con protestar mañana frente a las puertas del Congreso de los Diputados al mediodía o concentrarse ante el Ministerio de Cultura.

"Somos más de un millón contra la ley antidescargas, Sinde dimisión" es un perfil de Facebook, que suma unos 200.000 seguidores, mientras que internautas catalanes han convocado una manifestación a través de esta red social para mañana a las 20.00 horas en la plaza de Cataluña, de Barcelona.

"Una manifestación en la que nos unimos todos los usuarios de internet. Por los que queremos libertad para expresarnos sin censuras. Para los que queremos compartir ideas, música, películas o lo que queramos", dice la convocatoria "on line".