Público
Público

Investigan la caída de un avión venezolano en un páramo andino de Ecuador

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La Dirección de Aviación Civil (DAC) de Ecuador comenzó hoy las investigaciones para determinar las causas del accidente de un avión de carga venezolano en un páramo de los Andes de este país, en el que murieron sus tres ocupantes.

La DAC convocó a una Junta de Investigación de Accidentes (JIA) para que acuda al sitio del siniestro e indague las probables causas de la caída de la aeronave minutos antes de que aterrizara en el aeropuerto de la ciudad de Latacunga, 90 kilómetros al sur de Quito.

El Boeing 737-300 de carga de la aerolínea de Conviasa, que cumplía la ruta entre Carcas y Latacunga, fue declarado como desaparecido la noche de este sábado, poco después de que su tripulación informara que se aproximaba al aeropuerto de destino.

La aeronave, que iba a ser sometida a un proceso de mantenimiento en Latacunga, se había comunicado con la torre de control del aeropuerto hacia las 21.00 hora local del sábado (02.00 GMT del domingo), para indicar que haría una maniobra de viraje para encarrilar su dirección a la pista de aterrizaje.

Unos pocos minutos después la torre de control no pudo comunicarse con el avión, que también había desaparecido de los radares.

Esa misma noche se organizaron patrullas de búsqueda y rescate que se distribuyeron por una amplia zona alrededor del volcán Cotopaxi y los montes Illinizas, que se levantan a unos 30 kilómetros al norte de Latacunga.

Grupos especializados de las Fuerzas Armadas, la Policía, la Cruz Roja y los bomberos se movilizaron la noche del sábado y la madrugada del domingo para escudriñar la zona, aunque el mal tiempo impidió la localización del avión.

En un principio, la búsqueda se centró en los alrededores del volcán Cotopaxi, debido a versiones de habitantes de esa región, que advertían haber escuchado un estruendo en las inmediaciones.

Más de 200 miembros de la Policía, Ejército, Cruz Roja y bomberos participaron en las labores de búsqueda del avión venezolano por la zona del Cotopaxi, aunque la tarea no fue fácil, por las malas condiciones del tiempo y las bajas temperaturas.

Casi dieciséis horas después de iniciada la operación, unas patrullas, que atendieron también a información de la población, localizaron el aparato en un sitio conocido como Patasacha, en el flanco sur de los montes Illinizas, en una región llamada Cerro Azul, entre las localidades de Taocaso y Sigchos.

Pese a las malas condiciones del tiempo, integrantes de una brigada de Fuerzas Especiales del Ejército, junto a miembros de la Defensa Civil y con apoyo de la Fuerza Aérea Ecuatoriana, lograron dar con el avión.

En el interior de la aeronave se encontraron los cadáveres de los tres tripulantes que, según la información oficial, corresponderían al capitán Pedro Merendi, el copiloto Gerardo Rangel y un mecánico, cuyo nombre se desconoce.

La DAC informó que, al momento, las patrullas de rescate se encuentran en el lugar para asegurar el área del impacto y a la espera de las autoridades competentes y el trabajo que deban hacer los miembros de la Junta Investigadora de Accidentes.

También las autoridades venezolanas en Caracas confirmaron la desaparición del avión carguero de Conviasa.

Luis Díaz, director de Protección Civil de Venezuela, ratificó las informaciones difundidas desde Ecuador y confirmó que el avión llevaba tres tripulantes, dos venezolanos y un hondureño, pero no los identificó.

Por otra parte, periodistas que cubrían la información del suceso no pudieron llegar al sitio del siniestro, debido a las malas condiciones del tiempo. "Hay una neblina espesa y llueve mucho", dijo a Efe uno de ellos.