Público
Público

Irán confirma el arresto de cinco británicos que navegaban por el Pérsico

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La Guardia Revolucionaria, cuerpo de elite del Ejército iraní, confirmó hoy la detención hace casi una semana de cinco ciudadanos británicos que navegaban por el golfo Pérsico y que al parecer entraron "por despiste" en aguas territoriales de Irán.

Según la agencia de noticias local Fars, el jefe de la Sección primera del cuerpo Naval de la Guardia, Ali Reza Tang-siri aseguró que los británicos habían sido detenidos por una patrulla de los Pasdarán.

"Hacer frente a las fuerzas extranjeras es una de la tareas de la Guardia Revolucionaria", se limitó a indicar el general, sin ofrecer más detalles.

El jefe de la oficina de la presidencia iraní, Esfaniar Rahim Mashai, explicó a Fars, por su parte, que "si se comprueba que estas personas tenían mala intención, se actuará de forma seria contra ellas".

Mashai tampoco ofreció detalles de un incidente sobre el que las autoridades iraníes tratan hasta el momento de guardar el máximo mutismo.

La noticia fue revelada anoche por el Foreign Office, que informó de que cinco británicos que navegan desde Bahrein a Dubai fueron interceptados el pasado 25 de noviembre por una patrulla marítima de la Armada iraní y desde entonces están retenidos

Hoy el jefe de la diplomacia británica, David Miliband, quiso restar importancia al asunto.

En declaraciones al canal 4 de radio de la BBC, el jefe de la diplomacia británica señaló que la situación creada no es más que un problema "consular" y expresó su confianza en que el incidente se resuelva "sin demora".

"Se trata de cinco civiles, de cinco regatistas que estaban practicando su deporte. Parece que pudieron haberse extraviado involuntariamente y haber entrado en aguas iraníes. Esperamos que el Gobierno iraní lo resuelva sin demora", manifestó.

Miliband precisó que su país espera una declaración de Irán, pero insistió en que "no hay un enfrentamiento o una discusión" entre los Gobiernos de Londres y Teherán.

"Por lo que nosotros sabemos, están siendo bien tratados, que es lo correcto y lo que esperaríamos de un país como Irán", indicó.

De acuerdo con el relato que ha difundido el Foreign Office, el velero "Kingdom of Bahrain", perteneciente a la organización "Sail Bahrain" y tripulado por los cinco británicos, fue interceptado y retenido por barcos militares iraníes cuando se dirigía a la regata Dubai-Muscat.

Los arrestados son Luke Porter, Oliver Smith, David Bloomer, Oliver Young y Sam Usher.

También ha trascendido que Smith, de 31 años, es un experimentado navegante de Southampton, en el sur de Inglaterra, mientras que Bloomer tiene origen irlandés, trabaja como locutor deportivo para la emisora Bahrein Radio y al parecer viajaba a bordo para hacer crónicas en directo sobre la singladura.

Esta es la tercera vez que la Armada iraní detiene a nacionales británicos en alta mar, después de que en 2007 arrestara a punta de pistola a 15 militares del Reino Unido, que fueron retenidos durante trece días.

Los militares, atrapados por haber invadido supuestamente aguas de Irán, fueron puestos en libertad después de que el presidente iraní, Mahmud Ahmadineyad, les concediera el perdón.

En 2004, otros ocho soldados británicos fueron detenidos en la misma zona y puestos más tarde en libertad.

La detención se produce en un momento en el que las siempre tensas relaciones entre ambos países atraviesan una de su fases más críticas.

El régimen iraní acusó el pasado verano a Londres de injerir en los asuntos internos de Irán y alentar las multitudinarias protestas populares que estallaron contra la reelección de Ahmadineyad, que la oposición considera fraudulenta.

El Reino Unido, por su parte, ha advertido al régimen iraní de que podría hacer frente a nuevas sanciones internacionales si no despeja las dudas que se ciernen sobre su controvertido programa nuclear.