Público
Público

Irán pide al 5+1 que adopte una "actitud positiva" para seguir con el diálogo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Irán espera que la comunidad internacional mantenga una aproximación "positiva y constructiva" durante la ronda de negociaciones nucleares que concluye hoy en Ginebra, ya que "depende de su actitud que el diálogo continúe".

Así lo advirtió hoy el portavoz del ministerio iraní de Asuntos Exteriores, Ramin Mehmanparast, durante su habitual rueda de prensa semanal en Teherán.

"Irán se ha presentado a la negociación con un acercamiento verdaderamente positivo y constructivo. Esperamos que el 5+1 contribuya a establecer una atmósfera igualmente constructiva de diálogo modificando para ello su actitud previa", explicó.

Esto determinará el resultado del actual diálogo multitemático, subrayó el funcionario antes de insistir en que Irán "ha dado una oportunidad a Occidente de variar el tono" y de "cambiar la agenda para promover la justicia y la lucha contra la discriminación".

Irán y el denominado 5+1 -integrado por Estados Unidos, el Reino Unido, China, Francia, Rusia y Alemania- reanudaron el lunes en Ginebra el diálogo nuclear tras casi 14 meses de interrupción

Está previsto que la reunión finalice hoy con una propuesta para una próxima cita.

Pese a que se han fijado como objetivo prioritario restablecer la confianza, el encuentro del lunes se caracterizó por la tensión después de que Irán se quejara del atentado que hace una semana segó la vida en Teherán de un científico nuclear iraní y dejó herido a otro.

La delegación iraní rechazó una propuesta de su contra parte británica para mantener un encuentro bilateral al margen de las actuales negociaciones nucleares en Ginebra, reveló hoy la agencia local de noticias estudiantil Isna.

Gran parte de la comunidad internacional, con Estados Unidos e Israel a la cabeza, acusan al régimen iraní de ocultar, bajo su programa civil, otro de naturaleza clandestina y ambiciones bélica cuyo objetivo sería adquirir armas atómicas.

Las sospechas se centran, sobre todo, en el programa de enriquecimiento de uranio de Irán, país que ha advertido que bajo ningún concepto renunciará a este derecho.