Público
Público

Irán pide a Obama más hechos y menos palabras

Acepta el vídeo del presidente norteamericano pero exige cambios reales en la política de Washington con Teherán

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Como ya pasara hace un mes cuando se filtró la información de que el presidente de EEUU, Barack Obama, estaba preparando una carta para mejorar las relaciones con Irán, el país ha respondido una vez más diciendo que además de palabras necesita hechos.

Esta vez, Obama se dirigió a los iraníes por vídeo coincidiendo con la celebración del nuevo año persa. Teherán reaccionó positivamente sin embargo, insistió en que Washington debe 'darse cuenta de sus errores anteriores' y realizar un esfuerzo para corregirlos.

Aliakbar Javanfekr, ayudante del presidente Mahmud Ahmadineyad, dijo que el nuevo presidente estadounidense debería cambiar de forma fundamental la política de Washington hacia Irán, después de que Obama emitiera un llamamiento sin precedentes grabado en vídeo a la República Islámica.

'Damos la bienvenida al interés del Gobierno americano por resolver las diferencias. El Gobierno americano debería darse cuenta de sus errores anteriores y realizar un esfuerzo por corregirlos para dejar a un lado las diferencias. Al cambiar de forma fundamental su comportamiento, América puede ofrecernos una mano amiga. Hasta ahora lo que hemos recibido han sido puños poco amistosos', declaró Javanfekr a la agencia Reuters.

Los iraníes se quejan de la ambigüedad del nuevo presidente estadounidense. La semana pasada, EEUU anunció la extensión por un año de las sanciones por el desarrollo del programa nuclear iraní, a lo que Ahmadineyad respondió diciendo que ese tipo de política era un 'error pueril'. Para Javanfekr, 'las sanciones ilimitadas que aún se mantienen y que han sido renovadas por Estados Unidos son un error y necesitan ser reconsideradas', declaró.

El continuo apoyo de Washington a Israel es otro de los puntos de fricción: 'Apoyar a Israel no es un gesto amistoso y el Nuevo Año es una oportunidad para que Estados Unidos cambie esta política'.

Estados Unidos y otros países afirman que las ambiciones nucleares de Irán tienen como objetivo construir armas atómicas, mientras Teherán rechaza las acusaciones diciendo que sólo pretende generar electricidad. De hecho, hace poco, expertos norteamericanos aseguraron que Teherán ya podría producir su primera bomba atómica.

El jefe de Política Exterior de la Unión Europea, Javier Solana, dijo el viernes que esperaba que Irán recibiera con especial atención la petición del presidente Obama. 'Espero que esto abra un nuevo capítulo en las relaciones con Irán', dijo Solana a periodistas antes de dirigirse a una cumbre de la Unión Europea en Bruselas.

Esta semana, también el primer ministro británico, Gordon Brown, tendió una mano a Teherán llamando al entendimiento con Occidente.