Público
Público

Israel saldrá de Gaza antes de la toma de posesión de Obama

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Por Nidal al-Mughrabi y Douglas Hamilton

Israel planeaba completar el martes su retirada de tropas de Gaza antes de la toma de posesión de Barack Obama, dijeron fuentes políticas israelíes, en lo que analistas ven como un intento por evitar cualquier tipo de tensión con el nuevo presidente de Estados Unidos.

El día en que el alto el fuego entra en su tercer día, el secretario general de la ONU, Ban Ki-Moon, tiene previsto visitar la Franja de Gaza, controlada por Hamás, y ver de primera mano la devastación de la ofensiva israelí de 22 días.

Será la figura internacional de más alto rango en visitar el territorio después de que los altos el fuego declarados por separado por Israel y Hamás pusieran fin a la ofensiva israelí y los ataques palestinos transfronterizos con cohetes.

Ban, en una misión de pacificación en Oriente Próximo, visitará también el sur de Israel, dijeron responsables israelíes.

Más fuerzas israelíes salieron de la Franja de Gaza el lunes y las fuentes políticas israelíes dijeron que todas estarían fuera antes de que Obama jure el cargo a las 17:00 GMT.

Muchos palestinos volvieron a las ruinas que solían ser sus casas en los barrios de ciudad de Gaza más golpeados durante los enfrentamientos. Buscaban entre los escombros intentando salvar sus pertenencias.

Dos niños que jugaban con artillería murieron cuando ésta explotó, dijeron responsables de Hamás.

INFRAESTRUCTURAS EN RUINAS

Los líderes mundiales están deseando consolidar una tregua y evitar más derramamientos de sangre en Gaza, donde más de 1.300 palestinos han muerto en los ataques aéreos y terrestres de Israel lanzados el 27 de diciembre con el objetivo declarado de acabar con los ataques con cohetes.

La infraestructura de Gaza ha quedado en ruinas y la factura de la reparación ha sido estimada por la oficina de estadísticas palestina en unos 1.900 millones de dólares (unos 1.430 millones de euros).

Hamás dijo que 5.000 viviendas, 16 edificios gubernamentales y 20 mezquitas fueron destruidas y que 20.000 casas sufrieron daños. Israel ha dicho que los extremistas escondían armas dentro de las mezquitas.

Grupos extremistas palestinos dijeron que 112 de sus combatientes y 180 policías de Hamás habían muerto. Israel situó su balance de muertos en 10 soldados y dijo que tres civiles murieron en ataques con cohetes.

Responsables médicos de Gaza dijeron que los palestinos muertos incluían al menos 700 civiles. Israel, que acusó a Hamás de poner en peligro a los no combatientes al operar en áreas densamente pobladas, dijo que había cientos de militantes entre los muertos.

En Ginebra, la responsable de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Margaret Chan, advirtió de una crisis sanitaria para muchos de los 1,5 millones de palestinos que viven en el trozo de territorio atrapado entre Israel y Egipto.

Chan dijo que estaba profundamente preocupada por la interrupción de las inmunizaciones y otros importantes cuidados médicos en el territorio, y de la disponibilidad de sólo 2.000 camas de hospitales en Gaza.

Arabia Saudí prometió 1.000 millones de dólares para la reconstrucción y la Unión Europea dijo que los ministros de Asuntos Exteriores del bloque planeaban reunirse en Bruselas para abordar la ayuda humanitaria y las demandas israelíes para la prevención de contrabando de armas a Gaza.