Público
Público

Italia defiende título en medio de duras críticas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El campeón del mundo llega a Sudáfrica como siempre: criticado tanto por la prensa como por los aficionados. Pero también como siempre, el grupo de jugadores está unido y seguro de sus posibilidades y esa confianza en el pasado ha bastado para que Italia llegue o roce lo más alto, en contra de los pronósticos de la mayoría.

Después de proclamarse campeón en Alemania en 2006, el seleccionador Marcello Lippi decidió abandonar el cargo y por el banquillo pasó Roberto Donadoni, que intentó cambiar la cara de la "squadra azzurra" introduciendo un juego más audaz.

Sin embargo, quedó demostrado que no se puede ni se debe ir contra natura. Cada país tiene su idiosincrasia y debe ser fiel a ella. El regreso de Lippi en 2008 supuso volver a las raíces y a un estilo familiar y avalado por el éxito.

Italia volvía a ser Italia, con un centro del campo trabajador, sin media punta, y con la prioridad de defender bien; con la obsesión de una disciplina táctica que jamás debe comprometerse por un fin ofensivo. Los goles y las victorias deben llegar como una consecuencia de todo eso.

Italia sólo ha estado ausente de dos de los 18 Mundiales disputados hasta el momento y ha sido campeón cuatro horas veces y finalista, tres. Sólo Brasil lo supera. En la actualidad es el quinto de la FIFA pero ha sido primero en varias ocasiones.

Las posibilidades de Italia de revalidar el título han sufrido un serio revés con la lesión de Andrea Pirlo, el centrocampista del Milán, que padece un dolor en el gemelo que podría apartarlo definitivamente o retrasar su participación en el Mundial.

Pirlo es el jugador de mayor talento del centro del campo y es fundamental para el equipo. Sus pases en corto y largo; su frialdad y clarividencia; la excelencia de sus lanzamientos de falta y la capacidad de recuperar la pelota han convertido a este jugador en uno de los mejores del mundo. Con Pirlo, Italia jugará un 4-1-3-2. Sin él, podría recurrir a un 4-4-2 ó un 4-4-1-1.

Gianluigi Buffon volverá a ser el portero titular, como en los Mundiales de Alemania y Corea y Japón. El juventino sigue siendo considerado uno de los mejores del mundo en su demarcación.

La defensa tendrá algunos veteranos del tetracampeonato "azzurro", como Gianluca Zambrotta y Fabio Cannavaro. Pero esta vez estarán acompañados por el juventino Giorgio Chiellini, en el eje de la zaga, y Domenico Criscito del Genoa en el lateral izquierdo. Por una vez, Italia no cuenta con una amplia nómina de futbolistas de máximo nivel para la zona de atrás.

La composición del centro del campo depende de la presencia de Pirlo. La fuerza y el sacrificio de Daniele De Rossi y de Mauro Camoranesi, combinada con una más que aceptable cuota de buena técnica, parece fuera de toda duda. La brega de Gennaro Gattuso también será importante, mientras que Claudio Marchisio y Simone Pepe podrían ocupar las bandas, si Lippi quiere recurrir a ellas.

La ausencia de Pirlo podría abrir la puerta a Riccardo Montolivo, de la Fiorentina, que, a pesar de no jugar exactamente en la misma posición, es el único centrocampista creativo que queda en la plantilla. En caso contrario, Angelo Palombo, de la Sampdoria, podría jugar por delante de la defensa.

Irónicamente, la verdadera riqueza italiana en el Mundial está en su delantera, con futbolistas de calidad y variedad de estilos. Vincenzo Iaquinta es tosco, directo y potente, con tendencia a salir a las bandas, similar a Francesco Graziani, años atrás; y Alberto Gilardino es un cazagoles con un radio de acción más reducido.

Fabio Quagliarella tiene un amplio repetorio, tanto fuera como dentro del área, remata bien con ambas piernas y podría ganarse un puesto en el equipo; Gianpaolo Pazzini es un delantero moderno que no limita su juego a las inmediaciones de la portería rival y tiene cualidades similares a Quagliarella; Antonio Di Natale, a sus 33 años fue "capo cannonieri" (máximo goleador) de la Serie A con 29 tantos, jugando en el modesto Udinese. Pequeño e inteligente, sabe sacar el mayor provecho de los pocos balones que le llegan.

Jugador más conocido: Fabio Cannavaro

Estrella: Andrea Pirlo

Posible revelación: Fabio Quagliarella

Plantilla

Porteros: Gianluigi Buffon (Juventus), Morgan De Sanctis (Nápoles), Federico Marchetti (Cagliari)

Defensas: Salvatore Bocchetti (Genoa), Leonardo Bonucci (Bari), Fabio Cannavaro (Juventus), Giorgio Chiellini (Juventus), Domenico Criscito (Genoa), Christian Maggio (Nápoles), Gianluca Zambrotta (Milan).

Centrocampistas: Mauro Camoranesi (Juventus), Daniele De Rossi (Roma), Gennaro Gattuso (Milan), Claudio Marchisio (Juventus), Riccardo Montolivo (Fiorentina), Angelo Palombo (Sampdoria), Simone Pepe (Udinese), Andrea Pirlo (Milan)

Delantero: Antonio Di Natale (Udinese), Alberto Gilardino (Fiorentina), Vincenzo Iaquinta (Juventus), Giampaolo Pazzini (Sampdoria), Fabio Quagliarella (Nápoles)