Público
Público

IU se moviliza contra la fianza de Roca

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

IU ha anunciado movilizaciones de protesta al decidir el juez instructor de la Operación Malaya imponer una fianza al considerado cerebro de esta trama de corrupción y ex asesor del Ayuntamiento de Marbella, Juan Antonio Roca, y alerta de que ex ediles del GIL siguen en destacados puestos del consistorio.

Esta fuerza saluda la petición del fiscal de agotar al máximo la prisión preventiva de Roca y expresa su respaldo a los recursos de la Junta de Andalucía y el consistorio marbellí contra la imposición de la fianza, aunque lamenta "contradicciones" en la actitud del gobierno municipal del PP que encabeza la alcaldesa, Ángeles Muñoz.

En este sentido, precisa hoy en un comunicado que el ejecutivo local es "contundente en censurar a Roca, pero, al mismo tiempo, destila tibieza a la hora de romper con el sistema 'gilista'", en referencia al Grupo Independiente Liberal (GIL) que fundara el fallecido ex alcalde de Marbella Jesús Gil, cuyos integrantes gobernaron la ciudad entre 1991 y 2006.

Explica que "el PP podría caer en la tentación de utilizar a Roca como cortina de humo, causante de todos los males, mientras aún mantiene a antiguos concejales imputados en causas urbanísticas y compañeros de viaje de Roca en puestos de dirección de distintas área municipales".

Una "contradicción" que entiende IU que "se ahonda" si se considera que "buena parte del recurso municipal contra la fianza para excarcelar a Roca se sustenta en la posibilidad de que se reincorpore a su puesto en el área de Urbanismo", lo que advierte que "sería un auténtico escándalo".

Sin embargo, IU indica en su nota que "ex concejales del GIL, imputados en el proceso de la Operación Malaya al igual que Roca, están en activo actualmente con sueldos importantes y con capacidad de influencia", cuestión que, a juicio de la formación izquierdista, "para el PP no parece tener importancia".

IU ha alertado desde la disolución de la Corporación municipal de Marbella que nunca apoyará "pactos de punto y final" y que presionará para que "se llegue hasta el fondo de la trama mafiosa y corrupta en torno al urbanismo marbellí".

Para ello, aboga por borrar "hasta el último trazo de la mano de Roca y los 'malayos' sobre el futuro Plan General de Ordenación Urbana (PGOU)", que cree que "debe servir para resarcir a los ciudadanos y no para bendecir las irregularidades".