Público
Público

Jarabe de Palo "recicla" sus mejores temas en un nuevo libro-disco

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Desde que hace doce años triunfaran con "La Flaca", éxitos como "Grita", "Depende", o "De vuelta y vuelta" se han convertido en señas de identidad de Jarabe de Palo. Ahora, bajo el título de "Orquesta reciclando", Pau Donés revisita sus canciones más conocidas en el primer libro-disco de la banda.

Han creado su propia discográfica, la Tronco Records, y, vestidos como en las mejores orquestas, de frac, se han lanzado a la aventura con 16 canciones "nuevas", ha comentado Pau Donés a Efe, porque "después de todo este tiempo, los temas han crecido mucho y suenan mejor que cuando se compusieron".

Y es que Jarabe de Palo han decidido iniciar un nuevo camino, esta vez por libre, alejados de las multinacionales y buscando rutas alternativas de distribución. De hecho, "Orquesta reciclando" sólo se puede adquirir en los quioscos y demás establecimientos de prensa, ya que se vende de forma conjunta con el diario El País.

"El problema con las discográficas llega cuando quieres hacer las cosas a tu manera, eso no quiere decir que no nos hayan tratado bien, sólo que el negocio en general está tomando una actitud que no compartimos", explica el artista, para quien llegó un momento en el que se hacía necesario "recuperar la ilusión".

"Dueño de mi silencio", "La Flaca", "Grita", "Depende", "Agua", "Dos días en la vida" o "Déjame vivir" son algunas de las canciones que han sido "reconstruidas" con unos arreglos "cojonudos", a las que se suma un tema inédito, "Mucho más, mucho mejor", y casi cien páginas de información adicional sobre el grupo -ahora orquesta- y su nuevo proyecto de reciclaje.

Pereza, La Mari de Chambao -que canta en uno de los temas-, Juanes o El Canto del Loco, entre otros, dan en este libro su particular visión sobre Jarabe de Palo y Donés, quien confiesa que se siente "súper afortunado con la respuesta que han tenido los amigos a la hora de colaborar en el disco".

De hecho, Andreu Buenafuente no sólo ha dejado su particular impronta en el libro-disco, sino que además forma parte del show con el que la orquesta está recorriendo la geografía española y en el que el cómico actúa como "vídeo-presentador".

A pesar de estar grabado de antemano -"sería prácticamente imposible contar con el presentador a lo largo de toda la gira", subraya Donés-, se trata de una historia creada "para hacer reír al público mientras escuchan las canciones", añade el artista, que confiesa que no sabe trabajar "sin una sonrisa".