Público
Público

Jovenes cada vemás conservadores

Baja el número de los que considera el aborto un derecho de la mujer, crece el de partidarios de la pena de muerte y se mantiene el de contrarios al matrimonio gay, según un informe del Injuv 

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los jóvenes españoles (de entre 15 y 29 años) son ahora más conservadores que hace cuatro años: el número de los que apoyan el aborto como un derecho de la mujer baja cuatro puntos porcentuales (aunque una mayoría del 59,8% sigue apoyándolo), se incrementa el número de los que apoyan la pena de muerte y se mantiene en un 16% los que rechazan los matrimonios entre homosexuales. Así lo pone de manifiesto la séptima edición del Informe Juventud en España 2008, que está basado en 5.000 encuestas realizadas en noviembre del año pasado.

El estudio, presentado ayer por la ministra de Igualdad, Bibiana Aído, y el director General del Instituto de la Juventud (Injuve), Gabriel Alconchel, recoge que el peso de la juventud sobre el total de la población española apenas supera el 19%. Una cifra que ha bajado de forma significativa con respecto al 25% que representaba hace 12 años.

En los datos de este último informe también hay que tener muy presente el peso de la población inmigrante, según destacó Alconchel: si en 2003 los jóvenes extranjeros representaban un 6% del total de la juventud, en la encuesta presentada ayer tienen un peso del 10%.

Precisamente desde el Instituto de la Juventud se achaca a la inmigración el incremento en los valores más conservadores: 'En relación a los valores políticos y culturales hay que tener en cuenta el peso de lo población inmigrante ya que proceden de países con valores más tradicionales', recalcó el director del Injuve.

El informe recoge que un 36,5% de los encuestados apoya la aplicación de la pena de muerte. En relación a este dato no existe una correlación con respecto al informe realizado en 2003, pero desde el Injuve se compara el dato con una encuesta realizada por el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) hace tres años. Entonces, un 32% de los jóvenes que tenían entre 14 y 29 años se mostró a favor de la pena de muerte, señaló Alconchel.

La socióloga que ha elaborado el apartado en el que se recogen estos datos (referentes a la cultura, la política y la sociedad), María Jesús Funes, señala que la opción de la pena de muerte 'podría ser aún más numerosa con el paso del tiempo'. La razón: se podría sumar algún punto más de los siete que quedaron en la indefinición del no sabe/no contesta. Para la socióloga se trata de 'un riesgo de evolución hacia posiciones de mucho rigor, en una línea de posible incremento de una actitud social más represiva y menos tolerante' de lo que se ha visto en décadas anteriores.

El perfil de los que se muestran a favor de la aplicación de la pena de muerte tienen una ideología de derechas y se declaran católicos practicantes. Estas características también pueden aplicarse a cerca del 60% que rechaza la ocupación de casas vacías (movimiento Okupa) o al 52% que se muestra a favor de la enseñanza religiosa en las escuelas.

No todos los datos que muestra le encuesta, que trata otros temas como la sexualidad, el empleo, la emancipación, la salud o el consumo, son negativos. Así, por ejemplo, se incrementa el porcentaje de jóvenes que no vive con sus padres. Según la encuesta de este año, el 37% de los jóvenes aseguró que se había emancipado, mientras que en 2004, la cifra no pasaba del 32%. Y son las mujeres las que en mayor medida se independizan, sobre todo en el tramo de edad que va de los 15 a los 21 años.

Aunque sube el porcentaje de los jóvenes que se independiza, se ha producido sin embargo un retroceso respecto a los que disponen de una economía independientemente plena: en 2004, un 24% pagaba todos sus gastos con lo que ganaba, pero en 2008 la cifra baja al 21%.

Lo que sí se ha incrementado es el porcentaje de los jóvenes que tienen una autonomía semicompleta, ya que en 2004 estos representaban un 21% y en la encuesta de este año la cifra ha subido al 29%.