Publicado: 06.03.2014 18:34 |Actualizado: 06.03.2014 18:34

El juez del accidente de Santiago cita a declarar a cinco cargos de Adif

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El juez que instruye la causa por el accidente de Angrois, Luis Aláez, ha emitido este jueves un auto en el que cita a declarar como testigos a cinco cargos de Adif y reclama más información sobre la alta velocidad y la línea donde se produjo el siniestro.

En concreto, Aláez ha citado a declarar el día 27 de marzo al director de planificación y recursos de la red de alta velocidad de Adif, Pedro G.P.; al director de planificación y gestión de capacidad de Adif, José E.G.; al subdirector de planificación y gestión de capacidad de Adif, Luis Carlos S.L.; al jefe de adjudicación de capacidades de Adif, Luis S. del C.; y al director de mantenimiento y explotación de Adif, Alfonso O. de O.G.

Asimismo, pide documentación, en el plazo de 10 días, a Talgo, Renfe y Adif relativa a la certificación del tren Alvia S-730, estudio de riesgos de la línea, modificación de la instalación de ERTMS e informes de incidencias, entre otras cuestiones.

La solicitud de esta documentación y el llamamiento a cargos de Adif se produce justo un día antes de que Aléz tome declaración, también en calidad de testigos, a otros tres cargos de Renfe: José Ramón Iglesias Mazaira, quien elaboró un informe en el que alertaba de la peligrosidad de la curva de Angrois un año y medio antes del siniestro; Ángel Lluch, un responsable de seguridad en aquel momento y José Luis Rodríguez Vilariño , el superior directo de Iglesias Mazaira, jefe de maquinistas de la provincia de Ourense.

Las nuevas diligencias responden, una vez más, al escrito presentado en el juzgado por el abogado defensor del maquinista del Alvia accidentado, Francisco José Garzón Amo. "Debe convenirse con él en la pertinencia de lo solicitado, pues va destinado a esclarecer cuestiones discutidas en la presente instrucción", destaca el magistrado.

A este respecto, se refiere a cuestiones "como el carácter de alta velocidad de la línea Ourense-Santiago de Compostela o el ámbito de aplicación del RGC y de las PTO o el de operatividad del ERTMS". Sobre este último aspecto, del sistema de control de velocidad, Luis Aláez entiende adecuado demandar más información "dadas las diferencias entre lo que aparece documentado al respecto y lo que aparece constatado en la vía donde se produjo el accidente".

Asimismo, añade que "presenta interés para la investigación conocer si la infraestructura, el material rodante, el control-mando señalización y el tren Alvia S-730 gozaban de los preceptivos certificados o certificaciones, o si se hicieron estudios y evaluaciones de riesgos". Por ello, ve "procedente recabar la documentación propuesta sobre tales extremos".

Así, enumera, para el caso de Adif, un total de 11 puntos de documentación que debe entregar en sede judicial. Entre ella se encuentra "el modificado por el que se acortaba la instalación ERTMS excluyendo la entrada a la estación de Santiago" y "todos los informes e incidencias referidos al ERTMS de la línea 082, realizados por la gerente de ERTMS de Adif Doña Maite C.H. y los miembros de su departamento, incluidos los del exdirector D. Jorge I.D.".

Aláez reclama "todas las actas del comité de dirección de los años 2010, 2011 y 2012", así como "que se certifique por Adif si la desconexión del ERTMS el día 25 de junio de 2012 fue notificada al comité de dirección o a alguno de sus miembros, antes o después de la desconexión".

En otros dos puntos, pide los "cambios reglamentarios referidos a las normas de circulación y seguridad ferroviaria", en un caso "de los últimos cinco años, reflejando el motivo de los mismos" y, en otro, "de los últimos 10 años, realizados tras accidentes". También demanda el "estudio y evaluación de riesgos de la línea 082 realizados para autorizar la desconexión del ERTMS en fecha 25 de junio de 2012 y, en concreto, identificación y evaluación de riesgos de fallos humanos ante este cambio".

A Renfe, el instructor del descarrilamiento en el que murieron 79 personas en la víspera del Día de Galicia le requiere "toda la documentación referente al proceso íntegro de certificación, desde el inicio a la finalización, del tren Alvia S-730" y "la documentación relativa a la solicitud realizada por la dirección de producción del área de negocios de viajeros de desconectar el ERTMS en los trenes 730". Por su parte, a Talgo le exige "toda la documentación referente al proceso íntegro de certificación, desde el inicio a la finalización del tren Alvia S-730".

Como el anterior, este nuevo auto puede ser impugnado mediante interposición ante el Juzgado compostelano de recurso de reforma y subsidiario de apelación en el plazo de tres días siguientes a su notificación o recurso de apelación directo dentro de los cinco días siguientes a su notificación.