Publicado: 09.12.2015 13:40 |Actualizado: 09.12.2015 13:40

Un juez investiga a un exconcejal de Calafell que se perdonó 300 multas

El importe total de las multas anuladas asciende a 8.571 euros, de los cuales 2.371 se corresponden a las denuncias también perdonadas a sus familiares directos.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
Francesc Clavero

Francesc Clavero

TARRAGONA.- El juzgado número 5 de El Vendrell investiga al exconcejal de Seguridad Ciudadana de Calafell (Tarragona) Francesc Clavero (CiU) por haberse auto perdonado 300 multas de un total de 773 sanciones que jamás llegaron a cursarse.

El juez se centra en las multas "borradas a políticos locales del mismo grupo de Clavero"-que incluye al exalcalde Joan Olivé- y sus familiares más directos", informa el consistorio.



Clavero ya ha declarado ante el juez y este próximo lunes testificará el agente de la policía local que denunció el caso.

El ayuntamiento, con alcaldía ahora del PSC, ha informado de que entre el 2011 y el 2015 -bajo el mandato de CiU- se perdonaron 773 multas por aparcar en la zona azul.

De ellas, son 300 las anuladas "sin razón o motivos legales" a Clavero y su familia, por un importe total de 8.571 euros.

Según los datos municipales, Clavero se perdonó 198 multas de su vehículo, una decena más de un coche nuevo y otras 92 de un coche de cortesía que también habría conducido él.

Además, el exconcejal anuló 83 denuncias a familiares directos (23 a su mujer, 49 a su hija y 11 corresponden a un coche de empresa de la hija) que ascienden a 2.371 euros.

La versión de Clavero es que las multas se anularon por "criterios objetivos", que "siempre se había hecho" y que también consta una de la madre del actual alcalde, Ramon Ferré.

El consistorio está personado como acusación particular en el caso y Ferré niega ningún trato de favor con la multa de su madre, que justifica por un "recurso cargado de razón" que prosperó.