Público
Público

El juez ordena el internamiento del adolescente acusado de matar a su madre

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Juzgado de Menores Número 2 de Granada ha ordenado el internamiento en un centro de reforma juvenil de Almería del adolescente de 14 años detenido ayer por su presunta implicación en la muerte de su madre en Cortes de Baza (Granada), han informado a Efe fuentes judiciales.

Aunque en principio el juzgado preveía esperar a mañana para adoptar su decisión, tras conocer el informe del fiscal ha acordado esta tarde enviar al menor a un centro.

El adolescente, que pasó esta mañana a disposición de la Fiscalía de Menores como presunto autor de un delito de homicidio, ya declaró ayer ante la Guardia Civil, inicialmente como testigo, después de que relatara que halló a su madre muerta cuando, al oír un disparo, regresó a la casa pocos minutos después de haberse marchado para ir al instituto.

Tras el hallazgo, pasadas las 9.00 horas de ayer, el menor corrió a buscar a su padre, que estaba en la carpintería donde trabaja, según su relato.

Durante su declaración ante la Guardia Civil y tras incurrir en varias contradicciones, el adolescente confesó que él había matado a su madre pero lo atribuyó a un accidente, han confirmado a Efe fuentes de la investigación.

Serán los servicios de criminalística de la Guardia Civil quienes den o no credibilidad a esa versión, en función del análisis de factores como la distancia desde la que se produjo el disparo, o la cantidad de pólvora hallada en el cadáver, según las fuentes.

El Ayuntamiento de Cortes de Baza ha decretado tres días de luto oficial tras los hechos, que han conmocionado a los vecinos de este pequeño pueblo del norte de la provincia de Granada de unos mil habitantes, ha dicho a Efe Práxedes Torrecillas, teniente alcalde.

El adolescente, que en las últimas horas ha recibido la visita de unos tíos paternos, era algo "rebelde" en el ámbito familiar y había tenido al parecer algunos problemas en el instituto, aunque su actitud parecía ser la habitual de un chico de su edad, según Torrecillas.