Público
Público

La justicia frena el plan para el Cabo de Gata

Al Tribunal Superior Andaluz le preocupa que se autoricen construcciones en suelos "que, en principio, no deberían albergarlas"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Tribunal Superior Andaluz ha acordado suspender parcialmente la aplicación del Plan andaluz de ordenación del Parque Natural del Cabo de Gata por el riesgo de que se cause 'perjuicios irreparables' al medio ambiente. Al tribunal le preocupa que, en aplicación de la nueva normativa, en vigor desde marzo de 2008, se autoricen construcciones en suelos 'que, en principio, no deberían albergarlas'.

Los jueces suspenden ahora todas las zonas calificadas como C3, que comprenden un 0,5% del parque. En noviembre de 2008, el tribunal ya había frenado la edificación en la zona del Algarrobico, al considerar que el plan podría reactivar el hotel promovido por Azata. 'La zona C3 deja abierta la puerta, por su ambigüedad, a actuaciones de casi cualquier tipo, camufladas tras la denominación de núcleos urbanos preexistentes', dicen los ecologistas y asume en el auto la justicia. El nuevo plan, que la Junta de Andalucía vendió como la solución al conflicto de el hotel El Algarrobico, sustituye al de 1994.

Las organizaciones ecologistas Salvemos Mojácar, Salvemos Macenas y Cóndor impulsoras de la decisión judicial consideran que el cambio permite la legalización de 1.000 viviendas ya levantadas y la recalificación de suelo para otras tantas. 'Se desprotege cerca de un 3% de la superficie total de parque', argumentan los ecologistas. La afirmación la apoyan en un informe pericial, que ha sido de utilidad para los magistrados, según reconocen en el propio auto.