Público
Público

"Kind of blue" cumple 50 años con un número 1 en España y una nueva edición

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Hace medio siglo, Miles Davis cambió la historia de la música con "Kind of blue", un disco que acaba de alcanzar un inesperado número uno en España y cuyo aniversario se celebra este año con una edición especial del álbum.

"Kind of blue" ha sido considerado el disco más importante del jazz, una de las grandes obras de la música de todos los tiempos y un gran éxito comercial, con más de cuatro millones de copias vendidas desde su publicación en 1959.

"¿Cómo es posible llegar al estudio con lo mínimo y salir con algo eterno?", se pregunta el guitarrista Carlos Santana en el documental sobre la grabación del álbum incluido en la reedición que Sony-BMG pone a la venta la próxima semana en España.

Miles Davis (1926-1991) apenas tenía un esbozo de las canciones que pretendía grabar, pero para crear su obra maestra le bastaron diez horas, repartidas en dos sesiones celebradas el 2 de marzo y el 22 de abril de 1959.

El trompetista norteamericano estuvo acompañado por un grupo excepcional de músicos en aquellas sesiones que se celebraron en el estudio de Columbia en la Calle 30 de Nueva York.

El estudio, ya desaparecido, había sido construido sobre una antigua iglesia armenia y sus salas de madera ofrecían una acústica extraordinaria.

Acompañaron a Miles el legendario saxofonista John Coltrane y el contrabajista Paul Chambers, dos miembros del famoso quinteto que el trompetista había puesto en marcha a mediados de los cincuenta y con el que firmó una serie memorable de discos, iniciada con "'Round about midnight" (1955).

El equipo se completó con Julian "Cannonball" Adderley, en el saxo alto; Jimmy Cobb -el único miembro del grupo que vive aún-, a la batería; y Bill Evans -el único blanco de la banda-, al piano.

El pianista Wynton Kelly colaboró en uno de los seis temas del álbum, el chispeante "Freddie Freeloader".

La destreza de aquellos músicos y su inspiración en esas sesiones les permitió grabar en una sola toma cada una de las cinco piezas incluidas en el disco, algo que ya era inusual en aquella época.

Los temas surgieron de la improvisación y de la experimentación con la música modal -basada en escalas-, técnicas que Miles ya había practicado en 1957 en la banda sonora de "Ascensor para el cadalso", de Louis Malle, y en el álbum "Milestones", un año después.

El resultado de "Kind of blue", una obra creada de principio a fin en el estudio de grabación, fue tan impactante que medio siglo después es aún objeto de debate entre aficionados y especialistas.

Aquel álbum no proponía una simple sucesión de canciones, sino un proyecto artístico completo: un viaje sonoro que comenzaba con el célebre "So what" y concluía con "Flamenco sketches", un tema de influencias españolas.

El álbum conquistó las mentes inquietas de las clases medias de la época y dio una nueva dimensión al jazz.

Pero su influencia alcanzó a otros géneros y se adelantó a los discos conceptuales publicados en los años sesenta, como el emblemático "Sgt. Pepper's" de los Beatles.

El impacto de "Kind of blue" ha llegado a músicos de las últimas hornadas, como el rapero Q Tip, quien proclama que este álbum es "como la Biblia".

Contra todo pronóstico, el disco ha estrenado el año de su cincuenta aniversario colocándose al frente de la clasificación de iTunes España, un hecho insólito en un álbum de jazz instrumental.

Este nuevo éxito se produce en vísperas de la llegada a las tiendas españolas de la edición conmemorativa de "Kind of blue", aparecida hace ya unos meses en otros países.

La reedición presenta dos CD -uno con la secuencia original de "Kind of blue" y tomas falsas y alternativas; el otro incluye cuatro temas grabados en 1958-, y un DVD con un documental "Celebrating a masterpiece".

Los aficionados más exquisitos pueden optar por el formato de lujo, que añade el disco original en vinilo de color azul y un libro con numerosos textos y fotografías.

Carlos Gosch.