Público
Público

La LDK del presidente Sejdiu ganó en la capital Pristina, según estimaciones

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Las elecciones locales de Kosovo, las primeras tras la declaración unilateral de su independencia el año pasado, se celebraron hoy sin incidentes notables, y según datos provisionales la Liga Democrática de Kosovo (LDK), del presidente Fatmir Sejdiu, ganó en la capital Pristina.

La participación fue del 45,36 por ciento, superior a lo esperado.

Aunque los primeros resultados oficiales se darán a conocer en la madrugada, los principales partidos políticos kosovares adelantaron ya sus estimaciones.

Además de la victoria de la LDK de Sejdiu en la capital Pristina, con diferencia el municipio más grande del país, el Partido Democrático de Kosovo (PDK), del primer ministro Hashim Thaci, aseguró haberse impuesto en una veintena de municipios como Gnjilane, Prizren, Urosevac o el sur de Mitrovica.

También la Alianza para el Futuro de Kosovo (AAK), del ex primer ministro Ramush Haradinaj, aseguró haber logrado buenos resultados en 16 municipios.

Los datos filtrados por los partidos indicarían además que en la mayor parte de los municipios se requiere una segunda vuelta que se celebrará el 13 de diciembre próximo.

El tradicional boicot de los serbios de Kosovo se cumplió a rajatabla sólo en la parte norte del país, en torno a la ciudad dividida de Mitrovica, mientras en algunas enclaves del sur y centro del país hasta un 25 por ciento de los votantes de esa minoría acudieron a las urnas, indicó la Comisión Electoral Central.

El Gobierno serbio en Belgrado había instado a los 120.000 serbokosovares que no participen en los comicios de hoy para no dar legitimidad a la independencia de Kosovo, proclamada en febrero de 2008 por la cúpula albano-kosovar.

Más de 1,5 millones de ciudadanos de Kosovo estaban llamados a las urnas para elegir a los alcaldes y concejales de 36 municipios.

Los comicios de hoy, supervisados por expertos de la Unión Europea, eran los primeros organizados por las autoridades kosovares sin la ayuda de la comunidad internacional que administró Kosovo después de la guerra de 1999.