Público
Público

¿Por qué le llaman 'Tokso' cuando quieren decir Toxo?

O Tosio, Tocho e incluso Tojo... El apellido del secretario general de CCOO ha sufrido mutaciones desde que accedió al cargo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

¿Puede usted pronunciar Bush o show sin hacerse la lengua un lío? Entonces, sin duda alguna, podrá decir correctamente el nombre del nuevo secretario general de Comisiones Obreras, Ignacio Fernández Toxo.

Un apellido gallego que, desde su designación como líder sindical, ha sufrido diversas mutaciones lingüísticas en los medios de comunicación, desde Tojo hasta Tokso, pasando por Tosio o incluso Tocho. 'Resulta tan ridículo como si dijeran Buks', critica Francisco Fernández Rey, miembro de la Real Academia Galega (RAG).

Toxo, pues, debería pronunciarse Tosho. 'Esa equis debe decirse como si fuese una sh en inglés', explica Fernández, quien advierte en los periodistas un 'respeto escrupuloso cuando se trata de una palabra extranjera, pero una cierta dejadez cuando es gallega'.

Así, recuerda que la x en gallego también equivale al sch alemán o la ch francés. 'No hay ningún periodista que no conozca el inglés y el francés, por lo que debería haber un mínimo de respeto por nuestro idioma'.

'Un mismo periodista que dice el show de Raphael, el presidente Bush o la ciudad de Washington no puede referirse a la Ksunta de Galicia o al sindicalista Tokso', insiste el miembro de la RAG, que cree que 'a veces se pronuncia así por una cuestión de ignorancia'. En cuanto al empleo de Tojo en vez de Toxo, Fernández critica la 'castellanización a la brava' y añade que el apellido debe ser respetado. 'Es como si uno se llama Outeiriño y lo traducen como Oterito'. O, incluso, como si al anterior secretario general le llamasen Hidalgo en vez de Fidalgo.

El propio Toxo explica a Público.es que la incorrecta pronunciación se debe en algunos casos a la ignorancia y la dejadez. 'A veces, también hay un puntito de mala leche, pero fundamentalmente se impone la comodidad de castellanizarlo todo y pasarlo por la forma de expresarse de cada lugar'. Nacido en Ferrol en 1952, el líder sindical apunta una anécdota que le da una enésima vuelta a este debate fonético: 'Era peor cuando me ponían el apellido entrecomillado, como si fuese un apodo' (leer entrevista completa).

Ramón Vilar Landeira, filólogo y director de Vieiros, cree por su parte que la mala pronunciación 'constata el poco interés que hay a nivel estatal por las lenguas cooficiales y el desconocimiento de la realidad cultural gallega'. Cuando se hundió el Prestige, recuerda, 'fue terrible escuchar a los reporteros y presentadores de televisión decir continuamente Ksunta' en vez de Xunta.

Aunque reconoce que 'es normal que resulte difícil, pues la equis no tiene correspondencia en castellano', el caso de Toxo 'vuelve a demostrar que Galicia no está en el centro del debate político, por lo que no ha habido necesidad de aprender determinados términos. Algo que no ocurre con las lenguas de Euskadi y Cataluña, más presentes en los medios', asegura Vilar.

El fonema causante de la mala pronunciación del apellido no existe en castellano, cuya equis se pronuncia como ks o gs. Sin embargo, basta pensar en las palabras citadas (Bush, Washington, show) para pronunciar correctamente Toxo (nombre de una planta con flores amarillas característica de Galicia). Es fácil, concluye Fernández. 'Siempre que sale a colación el nombre de algún compositor ilustre, como Schuman o Chopin, todos los periodistas lo pronuncian bien. Y ese fonema es precisamente el mismo que el de la equis gallega'.