Público
Público

¿Licorerías privadas elevan las muertes por consumo de alcohol?

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Por Amy Norton

Cuando Columbia Británicaprivatizó parcialmente las ventas de bebidas alcohólicas en el2002, creció rápido la cantidad de licorerías privadas de laprovincia canadiense. Y eso, según un estudio, habría generadouna mayor mortalidad por consumo de alcohol.

Para los autores, los resultados plantean cuáles son losefectos de privatizar las ventas de alcohol para la saludpública, una medida que están analizando varias jurisdicciones deCanadá y Estados Unidos que actualmente limitan la venta dealcohol a sitios públicos.

Tras analizar 89 áreas de Columbia Británica, el equipo hallóque la cantidad de sitios privados de venta de alcohol habíacrecido un 40 por ciento entre el 2003 y el 2008. Los litros debebidas vendidos en esos sitios aumentaron un 84 por cientoanual.

En tanto, la cantidad de sitios públicos de venta del alcoholen la provincia se redujo.

Por cada licorería privada cada 1.000 personas en unacomunidad, la tasa local de mortalidad por consumo de alcoholaumentó un 27,5 por ciento.

Los resultados, publicados en la revista Addiction, noprueban que la causa sea la privatización. Aun así, "existe unarelación sólida" entre el aumento de la cantidad de licoreríasprivadas y la mortalidad por alcohol, dijo Tim Stockwell, de laUniversity of Victoria.

Por esto, las provincias canadienses deberían "pensar dosveces" antes de avanzar con la privatización. Algunas aunconservan el monopolio gubernamental en las ventas de alcohol(incluido el licor, la cerveza y el vino), mientras que otras locombinan con la privatización.

Los resultados son importantes también para Estados Unidos,opinó Stockwell, porque algunos estados controlan la venta delicor (no de cerveza y vino).

Una experta ajena al estudio instó a interpretar con cuidadolos resultados. La doctora Rebecca Goldin, profesora asociada deciencias matemáticas de la George Mason University en Virginia,señaló algunas debilidades del análisis.

Dijo que la más importante es que, a medida que creció laconcentración de licorerías públicas en un área, la mortalidadpor alcohol disminuyó. Por cada sitio público adicional, lamortalidad local debido al alcohol se redujo un 57 por ciento.

"Esperábamos ver que a más licorerías le corresponderían másmuertes", aun cuando fueran sitios públicos, dijo Goldin,directora de investigaciones de STATS, una organización sin finesde lucro afiliada a la George Mason y que analiza cómo los mediospublican las estadísticas.

Según el razonamiento de los autores, indicó Goldin, abrirmás licorerías públicas en un área, y ampliar la disponibilidadde alcohol, salvaría vidas. "Esto cuestiona sus conclusiones",dijo.

Se preguntó también si los comerciantes desembarcaron enbarrios con cierta demografía. "¿Ciertas zonas atraen a máscomerciantes? Podrían existir motivos demográficos", añadió.

Los resultados surgen de datos oficiales sobre 89 "áreas desalud" de Columbia Británica. En esas comunidades, los autoreshallaron que ocho de cada 10.000 personas habían muertoanualmente entre el 2003 y el 2008 por alguna causa asociada conel consumo de alcohol.

Eso incluyó toda muerte que, en el certificado de defunción,incluía la palabra "alcohol": desde el coma alcohólico, haberconducido en estado de ebriedad o haber tenido cirrosishepática.

En la provincia, la tasa anual de mortalidad por consumo dealcohol se redujo hacia el final del estudio. Pero en las áreasde salud, el equipo halló una correlación entre la concentraciónde licorerías privadas y la mortalidad asociada con el consumo dealcohol.

Según Stockwell, las licorerías privadas serían un riesgopara la salud pública: a diferencia de los sitios públicos, losprecios se ajustan a los clientes. Si están en una zona de bajosrecursos, por ejemplo, ofrecerían descuentos en las bebidas quemás consumen sus clientes.

FUENTE: Addiction, online 18 de enero del 2011