Público
Público

Los líderes de Rusia y la UE inician hoy su cumbre en Nizhni Nóvgorod

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los líderes de Rusia y la Unión Europea inician hoy en Nizhni Nóvgorod, ciudad a orillas del Volga, su vigésima séptima cumbre, ensombrecida por el veto ruso a las importaciones de verduras europeas.

La primera jornada de la cumbre del presidente ruso, Dmitri Medvédev, con los líderes de la UE, los presidentes del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy, y de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, como ya es tradición para estas reuniones bilaterales, tiene carácter informal.

Los dirigentes rusos y europeos darán hoy un paseo por la ciudad, la quinta en importancia de Rusia, y asistirán a una cena privada.

Las conversaciones de trabajo tendrá lugar mañana y al término de ésta Medvédev y los líderes europeos ofrecerán una rueda de prensa.

La agenda de la cumbre incluye tres grandes bloques temáticos: la interacción de Rusia y la UE frente a los problemas globales, las relaciones bilaterales propiamente tales y asuntos internacionales de actualidad.

"En particular, habrá un intercambio de opiniones sobre las medidas para fortalecer el sistema económico-financiero, tomando en cuenta la experiencia de la última crisis", adelantó el asesor de Medvédev para asuntos internacionales, Serguéi Prijodko, en declaraciones a la agencia Interfax.

En el ámbito bilateral, Moscú expresará su malestar por la lentitud con que avanzan las conversaciones para cerrar un nuevo acuerdo marco de cooperación entre Rusia y la UE.

"Lamentablemente, las negociaciones se han ralentizado por insistentes intentos de la UE de incluir en el acuerdo textos más detallados sobre inversiones y cooperación comercial", dijo Prijodko.

Según el asesor del jefe del Kremlin, el cierre de las negociaciones para el ingreso de Rusia en la Organización Mundial de Comercio (OMC), facilitaría la consecución del acuerdo marco con la UE.

En la cumbre de Nizhni Nóvgorod, Rusia volverá a insistir ante la UE en la necesidad de eliminar de manera recíproca los visados para las visitas de corta duración.

"Las restricciones que suponen los visados frenan el desarrollo de nuestra cooperación en muchos ámbitos. El carácter estratégico de las relaciones entre Rusia y la Unión Europea demanda más confianza entre nosotros, también en el asunto de los visados", dijo Prijodko.

Aunque no forma parte de la agenda previamente acordada, el reciente veto impuesto por Rusia a la importaciones de verduras procedentes de la UE debido al grave brote infeccioso en Alemania será abordada por los dirigentes rusos y europeos.

La UE ha calificado de "desproporcionada" la medida de Moscú, que insiste en que levantará la prohibición una vez que se conozca la causa exacta del brote infeccioso y que éste esté controlado.

Además, los líderes de Rusia y la UE analizarán la situación en el Norte de África, Oriente Medio, el programa nuclear iraní y otros problemas de la actualidad internacional.