Público
Público

Los líderes de la UE tratan de mostrar su unidad ante la crisis

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los líderes de la UE celebran hoy una reunión informal cuyo objetivo es enviar un mensaje de unidad para atajar las tensiones internas que han creado la crisis económica y algunas de las medidas aprobadas para hacerle frente.

La respuesta de algunos gobiernos a la crisis ha sido calificada de proteccionista desde otros países socios, temerosos de que la actual coyuntura ponga fin a la tradicional solidaridad comunitaria.

El organizador de la cita, el primer ministro checo, Mirek Topolánek, cuyo país preside este semestre la UE, reclamó ayer a sus colegas "solidaridad" y "responsabilidad" en esta situación.

Topolánek insistió en que Europa sólo superará la crisis con una actuación coordinada y que respete la normativa comunitaria.

"No queremos nuevas líneas divisorias; no queremos una Europa dividida de norte a sur o de este a oeste", subrayó el primer ministro checo, quien consideró "inaceptable" que algunos Estados miembros adopten medidas que perjudican a los países vecinos.

Los líderes de los Veintisiete evaluarán hoy, durante un almuerzo, el alcance de la crisis financiera y económica, y el efecto de las medidas aprobadas a nivel nacional y europeo para contenerla.

Los últimos indicadores económicos -crecimiento, paro, inflación- muestran que la situación está lejos de mejorar, a lo que se une el deterioro de las finanzas públicas y las dificultades en el sector financiero.

Por eso, tanto la presidencia checa como la Comisión Europea quieren que la UE ratifique hoy su compromiso con el rigor presupuestario.

También hablarán sobre los problemas del sector financiero y de las medidas necesarias para que vuelva a funcionar el mercado de crédito, así como de la contribución europea a la cumbre del G20 que se celebrará el 2 de abril en Londres.

Antes del almuerzo de los Veintisiete, nueve jefes de Estado y de Gobierno de países de Europa central y del este mantendrán otro encuentro, convocado por Polonia, en el que analizarán su delicada situación económica y buscarán posiciones comunes.

Los países del centro y el este de Europa están entre los más golpeados por la crisis, con un sector financiero al borde del derrumbe y sus economías en caída libre.

La gravedad de la situación llevó a que el Banco Mundial, el Banco Europeo de Inversión y el Banco Europeo de Reconstrucción y Desarrollo anunciaron el viernes un compromiso para facilitar 24.500 millones de euros a las entidades financieras de la zona.