Público
Público

La Línea prevé implantar una tasa de acceso a Gibraltar dentro de dos meses

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El alcalde de La Línea de la Concepción (Cádiz), Alejandro Sánchez (PP), ha anunciado hoy que mañana comenzarán las actuaciones para reordenar el tráfico en los alrededores de la frontera con Gibraltar para implantar la tasa denominada "de congestión" dentro de dos meses.

Sánchez ha explicado en una rueda de prensa que la tasa gravará el acceso de vehículos al Peñón y que su objetivo es "compensar el agravio consecuencia de las políticas erráticas del Estado" hacia el municipio fronterizo.

"Hace más de dos semanas que me entrevisté con el ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, para explicarle la necesidad de que vengan los 30 millones que se les deben a La Línea tras la desaparición de la carta económica especial en 2003", ha dicho.

Según el alcalde, no se trata de un peaje, sino de una tasa, para cuya implantación comenzará mañana una reordenación del tráfico, tras lo cual se convocará una comisión informativa y posteriormente se celebrará un pleno para su aprobación.

Sánchez ha insistido en que existe "la mayoría suficiente" para dar luz verde a la medida y ha declarado que espera que el proceso administrativo haya finalizado "dentro de unos 60 días".

El equipo técnico municipal aún no ha establecido a cuánto ascenderá la tasa, aunque Sánchez ha expresado su voluntad de que no supere los cinco euros para los turismos.

Sin embargo, ha subrayado que intentará que sea "el máximo posible" para los camiones cargados de piedras, grava, ladrillos y escombros "que pasan por la ciudad con materiales para los rellenos".

Sánchez se ha referido así a los rellenos que Gibraltar efectúa en la zona este y que, según el alcalde, "suponen un perjuicio gravísimo para la playa de Levante y el medio ambiente".

Ha recalcado que la tasa está amparada en la Ley de Haciendas Locales, en diversos "reglamentos comunitarios" y en la jurisprudencia del tribunal europeo.

El regidor ha añadido que interpondrá un contencioso para reclamar la titularidad del tramo de carretera que va desde la entrada del municipio hasta la frontera, ya que "se otorgó su uso en 1985 sin haber recibido compensación alguna a cambio".

Ha asegurado que está dispuesto "a llegar hasta el tribunal de Luxemburgo si hace falta".

"Prefiero ser el alcalde que por primera vez le planta cara al Gobierno de Madrid que ser el alcalde conformista que está a un paso de que La Línea vuelva a estar como hace 30 años", ha afirmado.

Sobre la posibilidad de que los gibraltareños deban pagar la tasa, ha indicado que quiere "mantener las buenas relaciones con Gibraltar" y que es "un asunto que está sobre la mesa".