Público
Público

En llamas el caso viejo de Bermeo

El incendio ha obligado a desalojar a una veintena de portales y ha provocado el derrumbe de tres edificios

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Un incendio en el casco viejo de Bermeo declarado sobre las 04.00 horas de esta madrugada se ha extendido a diez inmuebles cercanos a causa del fuerte viento y motivó el desalojo de los vecinos de 20 portales, según ha informado la Ertzaintza. El fuego ha llegado a dañar incluso una parte del Ayuntamiento. El edificio donde se produjo el incendio, situado en la calle Juan Nardiz, era muy antiguo y de madera, por lo que acabó derrumbándose. Además, otro inmueble ha quedado muy afectado por las llamas. (VER FOTOGALERÍA)

De los cinco edificios que se han 'colapsado', tres se han caído completamente y los otros dos tienen graves daños en el interior, según ha explicado el jefe del servicio de bomberos de Bizkaia, Javier Setiéz. A ello se unen otros dos inmuebles que también se han visto afectados con daños en el tejado. El fuego ya está 'controlado y delimitado' y Setiéz ha destacado que la labor realizada ha ayudado a 'minimizar al máximo los daños. A su juicio, más que las estructuras de madera de las casas del casco viejo de Bermeo, el principal problema ha sido el fuerte viento que ha soplado durante la madrugada, que ha hecho que se avivaran las llamas.

Cinco efectivos del operativo de emergencia que trabaja en la extinción del incendio han tenido que ser atendidos en el lugar de los hechos, aunque no han precisado ser evacuados a ningún centro sanitario, según han confirmado fuentes del Departamento vasco de Seguridad. En concreto, han tenido que ser atendidos tres bomberos, un agente de la Ertzaintza y un agente de la Policía local de Bermeo, que han resultado afectados por inhalación de humo o sufrido contusiones. Todos ellos han podido seguir posteriormente con sus tareas.

Sin embargo, ninguna de las personas desalojadas de los veinte portales afectados de cuatro calles ha sufrido lesiones. Los vecinos, entre los que había varias personas mayores, han sido trasladados al centro social de la BBK que está en la plaza del ayuntamiento.

La alcaldesa de la localidad, Idurre Bideguren, ha confesado que cuando esta madrugada se desató el fuego, hubo un momento en el que se pensaba que 'iba a arder todo el casco viejo' del pueblo ante la magnitud de las llamas. La edil ha señalado que pensaban que el fuego estaba controlado, 'pero ha venido una ráfaga de viento fuerte y se ha propagado con facilidad'.

El fuerte viento de esta noche y las estructuras de madera de los edificios han facilitado la rápida propagación de las llamas, cuyo origen se desconoce. El edificio donde ha prendido el fuego y que se ha venido abajo sobre las 05.00 horas estaba vacío y en él no vivía nadie. El ayuntamiento permanece cerrado y también varios de los accesos al casco viejo.

El Obispo de Bilbao, Mario Iceta, ha enviado un mensaje de 'solidaridad y afecto', en nombre de la Diócesis vizcaína, a los afectados por el incendio. En una rueda de prensa celebrada en la capital vizcaína para presentar la campaña 'Ni casa sin personas, ni personas sin casa', Iceta ha mostrado, de esta forma, su 'aliento': 'Quiero expresar a la villa de Bermeo y a todos sus habitantes el apoyo, la solidaridad, el afecto y la disponibilidad de toda la Diócesis para acompañarles en este momento de dificultad y ayudarles en todo lo necesario', ha manifestado. 

Además, el Ayuntamiento de Bermeo ofrecerá en su oficina de atención ciudadana, Berhaz, información a todas las personas que han sido afectadas por el incendio en la Parte Vieja de la villa marinera. Asimismo, elaborará un censo de las personas afectadas con el objetivo de garantizar su realojo. En este momento, también ha habilitado el centro social, el antiguo local de la BBK, ubicado en la Goiko Plaza, para acoger a las personas que han sido desalojadas de sus viviendas debido al incendio. También en este centro se está informando a los vecinos afectados.