Público
Público

Las lluvias dejan 59 muertos y miles de damnificados en Brasil

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Los equipos de emergencias trabajaban en rescatar a los residentes aislados en el sur de Brasil, después de que los deslizamientos de tierras y las inundaciones causadas por las fuertes lluvias provocaran la muerte de 59 personas y obligaran a más de 43.000 a abandonar sus hogares.

El estado de Santa Catarina se declaró en emergencia mientras los equipos de rescate usaban el lunes helicópteros y lanchas a motor para llegar hasta las personas desplazadas o atrapadas por las inundaciones, después de varios días de precipitaciones torrenciales.

"Santa Catarina se enfrenta a la peor tragedia climática de la historia", dijo el gobernador de Santa Catarina, Luis Henrique da Silveira, que decretó situación de emergencia en el estado.

Después de una conversación telefónica con el presidente Luiz Inácio Lula da Silva con da Silveira, el Gobierno federal ofreció ayuda al estado afectado, según indicó su página oficial en Internet.

Asimismo, el Gobierno estatal informó de que 1,5 millones de personas se vieron perjudicadas por el desastre, que dejó a casi 150.000 residentes sin electricidad en ocho localidades de los 60 municipios damnificados por las inundaciones y los corrimientos de tierras.

Es posible que el número de fallecidos aumente, dado que muchas personas están desaparecidas, indicaron responsables públicos.

Las inundaciones también causaron el cierre de un ducto que transporta gas natural desde Bolivia a Brasil, cortando los suministros para Santa Catarina y el vecino Rio Grande do Sul, según dijo la compañía que opera la línea.

El transporte en el estado estaba paralizado, puesto que los caminos quedaron cortados por las aguas anegadas y los deslizamientos. Imágenes de televisión mostraron colinas derrumbándose y cayendo sobre ríos de lodo.

Una parte de una importante carretera colapsó después de que se derrumbó su base por la tierra humedecida.

Treinta personas murieron después de ser sepultadas por deslizamientos de tierra en la localidad de Blumenau, donde las autoridades declararon el estado de emergencia el domingo.

Los meteorólogos dijeron que se esperaba que las lluvias disminuyan en los próximos días. *.