Público
Público

Loeb consigue su quincuagésima victoria en el Rally de Chipre

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El francés Sébastien Loeb obtuvo el domingo su quincuagésima victoria en una prueba del campeonato mundial de rally (WRC, en sus siglas en inglés), con una cómoda conquista en Chipre.

Loeb, en un Citroën, ganó por 27,2 segundos al Focus de Mikko Hirvonen después de que el finlandés redujera la brecha de 49,8 segundos del sábado en tres tramos de gravilla a través de las montañas Troodos.

El noruego Petter Solberg, en un envejecido Citroën Xsara, llegó tercero, mientras que el compañero de Loeb en Citroën, el español Dani Sordo, acabó cuarto.

"Estoy muy contento con lo que he conseguido pero no he terminado aún. Ahora voy por la 51 (victoria)", dijo Loeb, que ganó su quinto título mundial la pasada temporada.

El copiloto Daniel Elena dijo: "Es realmente agradable. Ahora lo importante es luchar y conseguir las 12 victorias este año".

Loeb y Elena ganaron las dos primeras de las 12 carreras de este año, Irlanda y Noruega, y lideraron el Rally de Chipre desde que comenzó el viernes.

Hirvonen dijo que la meteorología no les ayudó: "Si hubiese estado más seco el resultado podría haber sido diferente, pero esto es lo que hay. Fuimos más rápidos hoy, de cualquier modo. Ojala podamos llevar esa velocidad a Portugal".

Solberg se convirtió en el primer piloto privado en conseguir un podio del mundial desde que lo hiciera Toni Gardemeister en el Rally de Montecarlo en 2005.

Desplazó a Dani Sordo y su Citroën C4 en el penúltimo tramo del domingo, a pesar de los problemas con la caja de cambios mientras atravesaban una curva pronunciada en cuarta velocidad.

El antiguo corredor de Subaru, campeón del mundo en 2003, se quedó solo cuando el fabricante japonés abandonó el campeonato a finales del año pasado, y decidió formar su propio equipo.

"Sé que este es un coche viejo, y quizás a Citroën le gustaría terminar por delante, pero deberían estar orgullosos de lo bueno que el Xsara es todavía", dijo Solberg.

Chipre es la única prueba de superficie mixta en el calendario, y la lluvia reciente convirtió pistas compactas en caminos empantanados.

La próxima carrera, el Rally de Portugal, tendrá lugar del 2 al 5 de abril.