Público
Público

Londres tapa una obra del famoso grafitero Banksy

Las autoridades del distrito dicen que si reconocen este grafiti tienen que aprobar el resto de las pintadas que se ven en la ciudad. Banksy es un artista reconocido internacionalmente que cultiva el arte callejero

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Un conocido mural de 7 metros de altura de Bansky tendrá que ser retirado de un edificio de Correos de Londres porque las autoridades de la ciudad consideran que es grafiti, según informaron hoy medios locales.

La obra muestra en grandes letras blancas la leyenda One nation under CCTV (Una nación bajo las cámaras de vigilancia) junto a varias figuras: un niño subido a una escalera que pinta la frase y un policía, acompañado por un perro, que fotografía al pintor.

El pasado mes de octubre, las autoridades del distrito de Westminster City decidieron que el mural, que se realizó sobre una pared desnuda, debía ser retirado en cumplimiento de las normas. Robert Davis, representante del distrito, manifestó que 'aprobar este grafiti -porque lo consideramos un grafiti- es aprobar el resto de grafiti que se ven garabateados por el resto de la ciudad'.

Existe la opción de que el mural de Banksy permanezca, pero en ese caso el servicio de Correos tendría que cubrirlo para cumplir con las normativas del distrito de Westminster City.

Un portavoz del Royal Mail ha declarado a la agencia de noticias PA: 'desgraciadamente, las autoridades del distrito nos han dicho que tenemos que retirar o cubrir el mural'. Por ello, de momento, se ha optado por instalar un andamio para cubrir el dibujo, a la espera de adoptar una decisión definitiva.

Banksy es el pseudónimo de un popular artista del grafiti, del que sólo se sabe que nació en el sur de Inglaterra en 1974.

Su trabajo consiste por lo general en piezas sobre política, cultura pop, moralidad y etnias, combinando escritura con grafiti y representaciones gráficas realizadas con plantillas. Nunca ha vendido ninguna de sus trabajos ni ha realizado ninguna exposición, pero sus obras se han hecho populares al ser visibles en varias ciudades del mundo, especialmente en Londres.