Público
Público

Madonna deja plantados a seguidores y fotógrafos en la Berlinale

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Fans y fotógrafos buscaron hoy en vano a la artista estadounidense Madonna en Berlín, en donde se encuentra promocionando su segunda película como directora en el marco de la Berlinale, pero sin actos oficiales y rodeada de un gran secretismo.

Decenas de reporteros gráficos y seguidores de la "ambición rubia" se apostaron sin éxito en los alrededores del lujoso hotel "Soho house", donde supuestamente presentó ayer su largometraje "W.E" ante personalidades del sector, y en el Ritz-Carlton, donde se rumoreó que podría haberse alojado.

"Hay miles de especulaciones, pero nada seguro", reconoció un fotógrafo alemán acreditado para cubrir el festival internacional de cine de Berlín.

Según el rotativo "BZ am Sonntag", la diva aterrizó ayer en Berlín después de un vuelo desde Londres en un avión privado y fue fotografiada entrando de manera rauda en el exclusivo "Soho House", cerca de la céntrica Alexanderplatz.

En este establecimiento es donde algunos medios locales insinúan que ha alquilado una suite con vistas para hospedarse; y otros, que la reina del pop reservó las 40 habitaciones del hotel, el restaurante y el gimnasio para su uso exclusivo.

Madonna, que tenía previsto presentar un breve fragmento de su nueva obra fuera de la Berlinale, nunca anunció oficialmente que fuera a aparecer públicamente en el festival, pero tanto la dirección de la muestra como la prensa apostaron por una aparición "oficiosa".

El propio director de la Berlinale, Dieter Kosslick, había informado en la presentación del programa de la muestra que Madonna acudía a promocionar su último filme como directora y que tenía previsto reunirse con un selecto grupo de profesionales del sector.

Kosslick dejó entrever, asimismo, que esperaba que la diva se "asomara" brevemente por la Berlinale, por mucho que el filme que viene a promocionar -y que actualmente se encuentra en fase de postproducción- vaya a ser probablemente exhibido en otros festivales de cine, como Cannes o Venecia.

"W.E", la película que Madonna promociona ahora en Berlín, narra la historia de amor entre Eduardo VIII, efímero rey de Inglaterra antes de la II Guerra Mundial, y Wallis Simpson, una norteamericana dos veces divorciada, una historia real que conmovió entonces al mundo.

El monarca decidió abdicar en su hermano, Jorge VI, tras apenas once meses en el trono para poder casarse con una mujer que no contaba con la aprobación de la conservadora sociedad británica.

Curiosamente, esta cinta de Madonna comparte algunos personajes y momentos históricos con "The king's speech", la obra candidata a una docena de Oscar que también se proyectará en la Berlinale, aunque fuera de concurso.

La cantante y cineasta estadounidense estuvo en la Berlinale en 2008, para presentar su ópera prima, "Filth and Wisdom", y ya entonces se convirtió en la presencia más codiciada por los medios.