Público
Público

Madrid en Danza cierra mezclando ritmos, desde la Ópera de Leipzig a Senegal

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La XXIII edición del Festival Internacional Madrid en Danza afronta su recta final con una programación que muestra los múltiples caminos y los ritmos de la danza, desde el Ballet de la Ópera de Leipzig al baile contemporáneo africano de la compañía senegalesa Jan-Bit.

Los coreógrafos Rafael Bonachela, el italiano Roberto Zappalá, el danés Egon Madsen y el canadiense Eric Gautier son otras de las propuestas de la última semana del festival, que terminará el próximo día 29, como ya es habitual, con una gala especial con motivo del Día Internacional de la Danza en el Teatro Albéniz.

Pero mientras, el Teatro Madrid acoge del 25 al 27 de abril el Ballet de la Ópera de Leipzig, integrado por cuarenta bailarines de más de 20 países, que interpretarán un programa con "Suite para dos pianos y Soneto", una coreografía de Uwe Sholz, y "Beethoven 7", de Marco Goecke.

En el Teatro Albéniz, la propuesta es bien distinta, pues estará en cartel desde mañana al 26 de abril, "Waxtaan" (diálogo), de la compañía senegalesa Jant-Bit, que utiliza las danzas tradicionales africanas de seis países como punto de partida para "deconstruirlas" y hacer surgir un lenguaje contemporáneo.

Patrick Acogny, hijo de la fundadora de la compañía, la bailarina y coreógrafa Germaine Acogny, ha explicado que el espectáculo, creado en 2005, es una mirada crítica y humorística a los políticos, especialmente los africanos, y más concretamente a los senegaleses, muy llamativos en lo externo pero que no se ocupan de las cosas internas de sus países.

"Waxtaan", nunca antes representado en España, cuenta con música en directo de los percusionistas de la École des Sables, la escuela de donde surgió en 1998 la compañía y en la que se integra a bailarines "excelentes, abiertos" a nuevos estilos a partir de la raíz tradicional africana.

En otro estilo distinto, el festival programa en la Sala Cuarta Pared "Romeo y Julieta/Sfocatura dei Corpi", una coreografía del italiano Roberto Zappalá, quien no ha querido contar la trágica historia de los enamorados, sino mostrar el sentimiento de las dos familias y de una pareja que estaban "desenfocadas" en aquel momento, con respecto a los prejuicios sociales.

Así, Zappalá coloca a una pareja de bailarines dentro de un cubo de plástico que desenfoca su imagen, y que cae en el momento de la muerte, cuando siempre desaparecen los prejuicios, según sus propias palabras.

El Teatro de la Abadía acoge de viernes a domingo "Don Q", una propuesta en torno a Don Quijote de la Mancha que protagonizan el danés Egon Madsen y el canadiense Eric Gautier, mientras que el sábado en Leganés la compañía catalana Gelabert Azzopardi presenta su montaje "Orion/Caravan"; Malucos Danza lleva a Navalcarnero "Nanas para despertar" y Anatonio Najarro presenta en San Sebastián de los reyes "Flamencoriental".