Publicado: 17.10.2014 20:47 |Actualizado: 17.10.2014 20:47

Madrid dice no a "la riqueza que empobrece"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Cada 17 de octubre se celebra el Día Mundial por la Erradicación de la Pobreza. Una fecha que quizás para muchos es un día más, pero que para millones de personas en todo el mundo supone una lucha constante por sobrevivir en un sistema en el que si no consumes, estás excluido. Hasta hace no muchos años, la palabra pobreza estaba asociada a lugares de Asia, Sudamérica y, sobre todo, África. Los países tercermundistas donde casi la totalidad de su población no tiene garantizado un plato de comida al día. 

Sin embargo, la crisis económica que azota occidente ha provocado que en los países más avanzados, no haga falta ver los telediarios para saber lo que es la pobreza. Basta con dar un paseo por la calle o por el barrio y mirar alrededor. En España, más de 13 millones de personas viven ya en situación de pobreza y exclusión social. Esto es cerca del 30% de la población -concretamente el 28.2%-. Unos datos que se contraponen al último informe de Credit Suisse, que informaba de que el número de millonarios en nuestro país ha aumentado un 24% respecto al mismo periodo del año pasado, alcanzando la cifra de 465.000 personas.

Así, este viernes, la Asociación de la Alianza contra la Pobreza y la Cumbre Social ha salido a la calle para movilizarse contra un sistema al que acusan de permitir el enriquecimiento ilimitado de una minoría a costa del empobrecimiento de millones de personas, tanto en España como en el resto del mundo. Poco después de las 18.00 horas, y bajo los lemas "No a la riqueza que empobrece" y "Rébelate contra la pobreza",  centenares de ciudadanos y ciudadanas han partido desde la plaza de Cibeles rumbo a la Puerta del Sol de forma pacífica y sin ningún tipo de incidentes. Pancartas en favor de la justicia social, la paz, la igualdad y contra la pobreza y el reparto desigual de la riqueza ha poblado la madrileña calle de Alcalá.

Una vez que la marcha llegó a Sol, la salvadoreña Marta Benavidas, nominada al premio Nobel de la Paz en 2005 y copresidenta del Global Call to Action Against Poverty, y Elena Mendez, Coordinadora para ONGs al Desarrollo, cerraron el acto leyendo un manifiesto en el que pedían, entre otras cosas, cambiar las politicas sociales para priorizar el bienestar de la ciudadanía, desarrollar servicios públicos de calidad y universales para que todas las personas tengan una vida digna, acabar con la economía especulativa y tener una economía al servicio de las personas y exigir el reparto justo de las riquezas, elaborando políticas sociales como la Sanidad, Pensiones, Educación o Dependencia.

"La ciudadanía tiene poder y debe movilizarse. Tiene que decir lo que piensa"

Pero no solo ellas tenían algo que decir en el día contra la pobreza. La presidenta coordinadora de ONG para el Desarrollo-España, Mercedes Ruiz-Giménez, reflexionaba así sobre la necesidad de que los ciudadanos se manifiesten en contra de las injusticias sociales: "creo que la ciudadanía tiene poder y debe movilizarse, bien sea en grandes o en pequeñas cantidades. Pero tienen que decir lo que piensa. Ver tantos carteles que piden que nos rebelemos  contra la pobreza en el mundo, las desigualdades... y que nos invita a gritar fuerte que la riqueza está concentrada en pocas manos y que es inmoral que muy pocos tengan todos y que muchos estén sin nada".

Mercedes, en declaraciones a Público, explicó que movimientos son necesarios en el panorama político y económico para paliar la actual desigualdad que existe en la sociedad española enter las clases más pudientes y las más pobres: "El sistema injusto de mercado que tenemos, insostenible y que lleva a que el poder político no estén en manos de los políticos, sino los mercados. Necesitamos mejores políticas fiscales y más justas, y que exista una mejor redistribución de la riqueza. Dinero hay y creemos que, si hay voluntad política, se puede hacer".

En la misma línea se mostraba el portavoz de la Alianza Española contra la Pobreza, Pablo Martínez. Las políticas están favoreciendo las desigualdades sociales. Magdalena Sepúlveda, relatora especial de Naciones Unidas para los Derechos Humanos ha dicho claramente que la reforma fiscal de Rajoy viola derechos humanos, porque beneficia a las rentas de capital por encima de las rentas de trabajo".

No es la única, ya que los propios trabajadores de Hacienda llevan mucho tiempo denunciando la inamovilidad del Impuesto de Sociedades y el poco seguimiento al fraude fiscal. España pierde cada año 90.000 millones de euros debido al fraude, concentrado por grandes empresas españolas. Pese al poco seguimiento que ha tenido la movilización, en la que no se ha conseguido llegar a las 3.000 personas del año pasado, Martínez se mostraba satisfecho por el resultado de la movilización y por la reacción de la ciudadanía ante las injusticias sociales que se viven actualmente: "Hemos conseguido reunir a muchísimas organizaciones sociales y que entienden que las causas de la pobreza y la desigualdad son las mismas. España está viviendo desde hace 4 o 5 años un ciclo de movilizaciones sin precedentes. No todas el mismo dia ni con el mismo lema, pero con el elemento común que es la crítica contra quien favorece las políticas y que se hacen. Antes o después conseguiremos que nos hagan más caso a nosotros y no tanto a las agencias de los mercados". 

 

 

La movilización estuvo amenizada por el grupo senegalés Chapa-Choly, quien no paró de tocar y cantar durante el trayecto. El alma de la formación, Niawar Seck, reconocía que la ciudadanía "tiene que concienciarse más" sobre la pobreza, cada vez mayor, que existe en el mundo, y alertó a quienes dejan de luchar por las causas sociales:  "El pueblo tiene más fuerza de lo que piensa. La gente se está dejando vencer por la situación, y eso es malo. No hay que parar, hay que seguir luchando".