Público
Público

Manuel Rivas abandera las letras gallegas en la FIL de México

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Juan Ramón Peña

Las letras gallegas toman cuerpo desde hoy en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara (FIL), la cita editorial más grande del mundo hispano, con la poesía de Manuel Rivas, para quien la diáspora gallega construyó un puente con México.

El autor explicó que gracias a la diáspora gallega, una de las comunidades más numerosas en México, ya existe una especie de puente cultural con Galicia.

"Antes de que McLuhan escribiese aquello de la aldea global, ya lo habían inventado los gallegos, esa especie de Internet del alma que es la diáspora; Galicia es una especie de país portátil", dijo en una entrevista con Efe.

Rivas presentará su reciente poemario "La desaparición de la nieve", publicado en castellano, gallego, euskera y catalán, ofrecerá un par de recitales y visitará a alumnos de bachillerato para hablar de literatura.

Respecto a la exportación de las letras gallegas al mundo, el autor afirmó que "Galicia es más conocida con esa dimensión de país de emigrantes, de náufragos, de gente que ha abierto muchos caminos". Eso tuvo en su día "su parte de tragedia, pero hoy puede ser visto como redes para transportar los frutos de la cultura".

La visita de Rivas complementa la presencia de doce editoriales gallegas en la FIL, bajo el ala de la Xunta y de la Cámara de Comercio de A Coruña.

Los libros que exhiben serán donados posteriormente a la Universidad de Guadalajara y al Consulado español.

Rivas defendió el concepto de Galicia como encrucijada cultural: por un lado, su conexión con América a través de la migración, un camino de ida y vuelta, y, por otro, el mundo hispano, la cultura propia gallega, el entronque luso y, finalmente, las raíces compartidas con los "países célticos" de la Europa Atlántica.

"Creo que podemos soñar una Galicia que en vez de ser un lugar geográficamente apartado, remoto, es un lugar de encuentro de culturas", dijo, poniendo de manifiesto la importancia en este sentido que ha tenido durante siglos el Camino de Santiago.

El escritor consideró que todo el "humus" de los siglos de tradición literaria en Galicia ha propiciado un "florecimiento" de las letras gallegas de hoy en día.

"Hay una tradición que no pesa, porque a veces la tradición aplasta. No se ha roto con ella, nos ha dado alas para volar mejor, no nos ha puesto cadenas", expresó.

Habló también del reciente Premio Cervantes, el poeta mexicano José Emilio Pacheco, presente en la FIL estos días.

"La poesía de Pacheco expresa lo que debe expresar la boca de la literatura, además del tiempo en el que uno vive, debe hablar de la condición humana, de lo mas extraño, de esa zona secreta que tenemos dentro", dijo.

Asimismo, como otro punto de conexión, destacó que la escritora mexicana Elena Poniatowska recibió este año el título de gallega universal.

Rivas trabaja ahora en su próxima novela y, de manera más inmediata, en el discurso para su ingreso en la Real Academia Galega el 12 de diciembre, un ensayo titulado "La boca de la literatura. Memoria ecología y lengua.

"La literatura es algo 'sentipensante', algo que hay que sentir y pensar al mismo tiempo", describió.

Su propósito es entrelazar la memoria humana, la de la tierra, y la de las palabras, "hacer una masa fértil con todo eso y que fermente, ahí es donde aparece la boca de la literatura, con la memoria de la tierra, de los cuerpos, de las palabras".

"Y ahí estamos, creando", concluyó.