Público
Público

Manzano dice que la situación es delicada pero que saldrán adelante

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El entrenador del Mallorca, Gregorio Manzano, ha admitido hoy que el momento que vive su equipo, a un paso de la zona del descenso y con la afición exigiendo la marcha del presidente de la entidad, Vicente Grande, es complicado.

Manzano, si embargo, ha matizado: "La situación es delicada pero saldremos adelante".

En su colaboración habitual en la página web del Mallorca, Manzano afirma: "Hace dos semanas, cuando nos enfrentamos al Málaga, no pensaba que en ese partido y los siguientes contra Valladolid y Recreativo sumaríamos sólo un punto. Pero así ha sido. Por unos motivos u otros que no voy a recordar estamos en estos momentos en una situación delicada en la Liga."

Y ha añadido: "El pasado domingo (ante el Recreativo de Huelva) dije que el partido era clave para no acercarnos a los puestos de descenso, desgraciadamente no ganamos y ahora nos toca jugar cada partido en el filo de la incertidumbre de la zona baja de la clasificación, donde es tan difícil jugar y saber estar".

Según el técnico andaluz, lo normal es que ahora empiecen a generarse dudas "alrededor de todos los jugadores, el entrenador y otros componentes del club".

"La realidad es ésta, y nadie nos tiene que decir que lo estamos haciendo peor que mejor y nosotros, los profesionales, somos los únicos que tenemos que revertir esta situación. Y lo vamos hacer", ha señalado.

Manzano ha citado varias razones para justificar su fe en el futuro del equipo: "Creo en esta plantilla, de la cual me siento responsable de dirigirla y porque creo firmemente en sus posibilidades de conseguir nuestra meta. Ahora bien, tengo que asumir y reconocer que debo trabajar más la intensidad defensiva del equipo para que no encajemos tantos goles. Ésa es mi obligación".

También, se ha referido al "oficio", elemento que considera esencial: "Porque siempre puede salvar al que lo tiene, y nosotros tenemos jugadores con experiencia y oficio en el fútbol".

"En la plantilla queda algún jugador que hace tres temporadas, cuando llegué para hacerme cargo del equipo, sabe la situación que teníamos, peor que la actual, y la sacamos adelante. Por este motivo invito a no ser derrotista, negativo ni pesimista con el equipo en estos momentos. Demos tiempo a que el trabajo diario tenga la recompensa que merecen los jugadores y se verá un Mallorca distinto y mucho mejor", ha subrayado Manzano.

Finalmente, el entrenador ha apelado al apoyo de la afición y reitera su confianza en la plantilla: "Es nuestro patrimonio y yo les puedo asegurar que sienten al Mallorca y sufren cuando no les salen las cosas bien".