Publicado: 13.10.2014 19:24 |Actualizado: 13.10.2014 19:24

Mas admite que no habrá 9-N y ERC reclama una Declaración de Independencia

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Govern ha admitido finalmente hoy ante ERC, ICV-EUiA y CUP que no puede hacer la consulta en los términos del decreto de convocatoria, suspendido por el Tribunal Constitucional (TC), y el bloque soberanista ha abierto la puerta a alternativas, incluso si al final no se pueden poner las urnas. El president, Artur Mas, y los líderes de los partidos proconsulta (CiU, ERC, ICV-EUiA y CUP) se habían citado hoy en el Palacio de Pedralbes de Barcelona a partir de mediodía para celebrar su tercera reunión.

El Ejecutivo catalán ha admitido en el cónclave que no ve la forma de hacer la consulta del 9 de noviembre en función de lo que estrictamente establece el decreto.

Sin embargo, Mas ha puesto sobre la mesa una propuesta para hacer posible el 9 de noviembre explorando vías para ampararse en un título de la ley de consultas, relativo a los "procesos de participación ciudadana", que no fue impugnado por el Gobierno.

Joan Herrera ha adelantado que mañana el Gobierno hará una propuesta formal

Al término de la cumbre, Joan Herrera ha adelantado a los medios que mañana el Govern hará una propuesta formal "y en base a ella nos posicionaremos el resto de fuerzas".

"El Gobierno ha constatado que la consulta no se puede llevar a cabo y ICV-EUiA ha propuesto una movilización cuantificable", ha añadido sin explicar en qué consistiría. Herrera, el único que ha atendido a los medios a su salida del Palacio de Pedralbes, ha explicado también que ICV no da por rota la unidad entre los partidos del bloque soberanista.

Desde ERC han recibido la noticia con "profunda decepción". Según han asegurado a Público fuentes cercanas a la dirección de la formación, sienten que el Govern no ha cumplido con el compromiso que adquirieron y lo achacan a que no había una convicción real desde la Generalitat. "Decían que sí, pero no tenían el dispositivo a punto", añaden.

Según estas fuentes, no se contempla una hipótesis de coalición con CiU, de modo que la lista única que haría posible unas elecciones plebiscitarias no prosperaría. "Hemos hecho todo lo que podíamos". "No les daremos esta salida. Era importante que la consulta fuera legal", añaden.

La formación republicana ha publicado posteriormente un comunicado de cuatro puntos en el que aseguran que sólo hay un camino: "Un Parlament que haga una Declaración de Independencia inmediata y la apertura de un proceso constituyente". En la misiva destaca que el Gobierno español "ha puesto todo tipo de trabas para impedir que los catalanes puedan votar el 9N", y también critica que el Gobierno de Mas rechace ahora la consulta e imponga un proceso participativo que no se ha pactado, habiendo además "rechazado reiteradamente la entrada de ERC al Govern para blindar la consulta".

ERC: "Sólo hay un camino, un Parlament que haga una Declaración de Independencia inmediata"

No obstante, aseguran que ayudarán al Govern "porque debemos aprovechar todas y cada una de las oportunidades para demostrar el carácter y actitud del Gobierno español".

Sobre las 23.10 de la noche, los coches oficiales de Mas y el resto de representantes abandonaron el Palacio de Pedralbes por la puerta de la de la avenida Diagonal, evitando la presencia de los periodistas, salvo Herrera. David Fernández, el único que había accedido a pie al recinto, también abandonó el palacio sin ser visto por los medios.

La Candidatura d'Unitat Popular (CUP) celebró una asamblea popular en la Plaza de Sant Jaume de Barcelona a las 23.30. Su portavoz, Quim Arrufat, aseguró que la CUP espera que Mas convoque de nuevo a las fuerzas del bloque soberanista con un programa de "ruptura democrática" que permita convocar la consulta.

Tanto la ley como el decreto están suspendidos cautelarmente por el Tribunal Constitucional, a petición del Gobierno, lo que, a 27 días del 9N, dificulta la puesta en marcha de los preparativos.

En este sentido, el Govern ya ha incumplido algunos de los plazos clave que fija el decreto, como por ejemplo la publicación del registro provisional de participantes (censo electoral), que tenía que ver la luz el 10 de octubre.

La cumbre, que se quería hacer con total discreción, arrancó al mediodía con Mas, la vicepresidenta del Govern, Joana Ortega; el conseller de Presidencia, Francesc Homs; el líder de ERC, Oriol Junqueras; el presidente del grupo de CiU en el Parlament, Jordi Turull (CDC); el secretario general de Unió, Ramon Espadaler; el líder del grupo de ICV-EUiA en el Parlament, Joan Herrera; el portavoz adjunto de los ecosocialistas, Joan Mena; y los diputados de CUP Isabel Vallet y David Fernández.

La reunión ha venido precedida de una serie de declaraciones que abrían la puerta a estudiar alternativas

La reunión ha venido precedida de una serie de declaraciones que abrían la puerta a estudiar alternativas si no se puede celebrar la consulta soberanista. Tras la reunión de la ejecutiva de ERC, la portavoz del partido, Anna Simó, ha admitido que cada día que pasa hay menos garantías para el 9-N y se ha mostrado abierta a estudiar alternativas.

Por su parte, Joan Herrera, antes de acudir a Pedralbes, había considerado que si no se vota el 9 de noviembre "no se acaba el proceso". En la misma línea y por parte del Govern, el conseller de Empresa y Empleo, Felip Puig, subrayaron que si no se celebra la consulta el 9N "lo conseguiremos en otra fecha posterior".

También ha abierto las puertas a alternativas el presidente del Consejo Asesor para la Transición Nacional, Carles Viver Pi-Sunyer, quien ha indicado que si no hay consulta el 9 de noviembre se pueden convocar unas elecciones plebiscitarias.


http://www.quoners.es/debate/cual-crees-que-sera-el-siguiente-paso-plan-b-si-artur-mas-no-puede-celebrar-la-consulta-soberanista