Público
Público

Mas: "No hay batalla más urgente que la soberanía fiscal"

En su discurso con motivo de la Diada, el president de la Generalitat de Catalunya afirma que en España impera "la falta de visión y el sentido de Estado". Evita hablar de la independencia, aunque sostiene que ve a su comunidad cad

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El president de la Generalitat de Catalunya, Artur Mas, ha asegurado este lunes que nunca Catalunya había estado tan cerca como ahora de ver satisfecha su aspiración y anhelo de 'plenitud nacional'. 'Cada día que pasa, más y más catalanes se incorporan al sentimiento y al concepto de que es a nosotros, a los siete millones y medio personas que configuramos la Catalunya de hoy, a quien nos corresponde decidir libremente nuestro futuro como pueblo y como nación', ha defendido.

Lo ha dicho en el mensaje institucional con motivo de la Diada Nacional del martes, en el que ha asegurado que la primera estación de la nueva transición que pide para Cataluña pasa por el pacto fiscal. En su opinión, es urgente y necesario trabajar para lograr la soberanía fiscal: 'No hay batalla más urgente ni reto más importante', ha sentenciado.

Para Mas, esta soberanía es a su vez un acto de afirmación nacional y un acto de afirmación social, pensando en el bienestar de los ciudadanos de Catalunya: 'Plenitud nacional y bienestar no son elementos contradictorios'. Ha considerado evidente que cada vez más ciudadanos catalanes abogan por que Catalunya pueda 'decidir libremente' su futuro como pueblo, y ha indicado que este es uno de los motivos de esperanza pese a la actual crisis económica.

Una de las soluciones pasa por el pacto fiscal, lo que permitiría a Catalunya ser 'una sociedad europea como cualquier otra' e incrementar las cuotas de bienestar. Mas ha asegurado que el pacto fiscal es una reivindicación justa, que cuenta con un apoyo 'transversal' en la sociedad catalana, y que lograrlo debe ser ahora la prioridad de la sociedad. Ante la crisis, Mas ha abogado por rechazar actitudes fatalistas, y sacar provecho de la personalidad que históricamente han tenido los catalanes, quienes pese a ser 'un pueblo vencido' han logrado salir hacia adelante.

'Nos movemos entre las incertidumbres y debilidades del proyecto europeo, y del euro, y la falta de visión y de sentido de Estado que impera en España, y que impide sumar esfuerzos en un momento en que esta suma es tan decisiva', ha apuntado. 'Europa no acaba de encontrar su camino, y España se empecina en deshacer el suyo', mientras Catalunya 'se mueve en medio de este escenario que no controlamos, pero que nos condiciona', ha señalado.

A quienes se manifestarán este martes en las calles del centro de Barcelona, el presidente les ha dicho: 'Mi corazón estará con vosotros. Mi espíritu y mi compromiso también'. Ha asegurado que en Barcelona habrá manifestantes a favor de la independencia, y otros que no lo son, pero que a todos ellos, así como al Govern, les une un mismo objetivo: el respeto a la dignidad de Cataluña, 'más justicia y más libertad' para este territorio.

'Cada persona decidirá cómo quiere participar en la Diada', ha asegurado Mas, tratando de zanjar así la polémica que ha habido estos días sobre el carácter independentista de la manifestación. Mas ha reiterado que a él no le corresponde ir a esta manifestación, ya que, atendiendo a su rol institucional, debe velar por la unidad del pueblo catalán, pero, pese a este 'silencio', ha reconocido que hace suyo el clamor de los manifestantes.