Público
Público

Mas sale triunfador al balcón del hotel Majestic: "Ya era hora"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El virtual vencedor de las elecciones catalanas, Artur Mas, ha salido triunfador al balcón del hotel Majestic, cuartel general de CiU en las citas electorales, y ha sido escueto pero contundente en su mensaje a los centenares de simpatizantes que le esperaban en la calle: "Ya era hora", ha dicho.

El Paseo de Gràcia de Barcelona, en la confluencia con la calle València, ha vivido una auténtica explosión de confeti, música, luz y alegría, cuando el futuro 'president' ha aparecido en el balcón, arropado por su mujer, el ex presidente Jordi Pujol, y la plana mayor de CiU.

"Ya era hora de que saliéramos aquí pudiendo decir que este año sí", ha arengado Mas a los centenares de simpatizantes que han colapsado la entrada del lujoso hotel desde media tarde y que han esperado estoicos la comparecencia de su jefe de filas ya pasadas las doce, pese a la fría noche que vive hoy la capital catalana.

Con 62 escaños, tanto CiU como el resto de partidos dan por hecho que Mas será el nuevo 'president' de la Generalitat, algo que se ha esforzado en remarcar el secretario general de la federación, Josep Antoni Duran Lleida, al celebrar que "hoy nadie puede discutir nuestra victoria ni que Mas ocupará la presidencia".

En un escenario épico, con una 'senyera' de tres pisos como telón de fondo, Mas ha salido al balcón como vencedor convirtiendo en realidad el dicho de que "a la tercera va la vencida", un refrán que el convergente ha evitado pero que ha hecho evidente al anunciar que "hoy sí lo hemos conseguido, ya tocaba".

Tras el breve pero vehemente discurso de Mas, el futuro 'president' ha entonado junto a los simpatizantes 'Els segadors', el himno nacional de Cataluña, tras el cual ha comenzado a "llover" confeti de alegres colores que ha hecho que, por unos minutos, fuera imposible ver a los dirigentes de CiU que saludaban desde el balcón.

Entre las consignas que han coreado los simpatizantes de CiU, una ha pesado por encima de todas, un atronador "Mas president", seguida de otra que pone negro sobre blanco la segunda conclusión de esta crucial noche electoral: "Adiós tripartito, Adiós".

Antes de comparecer en el balcón, y tras su discurso al conocerse el 100% del escrutinio, Mas ha querido consagrar unos minutos para dirigirse a los simpatizantes que se aglutinaban en la sala de prensa del Majestic, a quienes ha agradecido, visiblemente emocionado, "haber sido el mejor ejército de resistencia en unos años muy duros, en los que no os hemos podido dar una alegría como esta".

Aunque no ha sido posible la anhelada mayoría absoluta con la que algunos militantes soñaban al conocerse los primeros sondeos de la tarde, CiU ha celebrado con una equilibrada combinación de épica y alegría que ha conseguido su objetivo de alcanzar una "mayoría amplia", un resultado que ahora le permite elegir apoyos entre el resto de fuerzas con representación parlamentaria.

Los centenares de simpatizantes que bordean el Majestic no cesan en sus cánticos, algunos piden "independencia", aunque la gran mayoría expresa con sus caras y sus comentarios lo que Mas celebraba desde el balcón: "Ya era hora".