Público
Público

Mato deja en manos de las comunidades la gestión del nuevo copago

Sanidad propone nuevos tramos de renta para la aportación de los usuarios al precio de los fármacos a los consejeros autonómicos, que serán quienes tengan la última palabra al respecto. La ministra anuncia la rebaja d

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Menos de 18.000 euros, de 18.000 a 36.000 euros; de 36.000 a 72.000 y de 72.000 a 100.000 euros. Estos son los tramos de renta que el Ministerio de Sanidad ha propuesto a las Comunidades para establecer unos nuevos porcentajes de copago farmacéutico en función de los ingresos de los usuarios del Sistema Nacional de Salud (SNS). La titular de dicho departamento, Ana Mato, volvió, así, a responsabilizar a los consejeros autonómicos de la gestión de uno de los principales puntos de su reforma sanitaria. Ellos tendrán la última palabra al respecto.

'Nosotros hemos hecho esta propuesta a las Comunidades y serán ellas las que adopten uno de los tramos nuevos, ninguno, o los dos', explicó la ministra al término del Consejo Interterritorial de Sanidad, celebrado hoy en Madrid.'Hemos trabajado con el Ministerio de Hacienda y hemos comprobado que sí es posible establecer nuevos tramos en la aportación de los usuarios a la prestación farmacéutica. Ahora deberán ser ellas las que decidan si cambiarlo o dejarlo como está', insistió Mato. 

Asimismo, la ministra volvió a presumir del ahorro conseguido en farmacia desde que e implantó el copago (1.384 millones de euros, según los datos del Ministerio) y anunció con orgullo una rebaja del coste de algunos productos en un corto plazo de tiempo. '11.000 medicamentos bajarán de precio a partir de mayo', prometió Mato. Ello se deberá a una nueva regulación de los precios de referencia con la que el Gobierno espera ahorrar 400 millones de euros. 

'Hasta este año, entraban en el sistema y, por tanto, bajaban de precio, los medicamentos que llevaran más de 10 años en el mercado y que ya contaran con un genérico. Ahora entrarán en el sistema todos los fármacos con más de diez años en el mercado, aunque no cuenten con un genérico. Cuando un medicamento cumpla diez años, automáticamente entrarán en precios de referencia todos los que contengan el mismo principio activo, siempre que exista un competidor distinto al original y su licencia', detalla el Ministerio de Sanidad en un comunicado.

Sin embargo, Mato no quiso detallar si la rebaja incluye a aquellos fármacos cuyos precios se han disparado desde que se aprobó el medicamentazo el pasado verano.'La medida afectará a medicamentos que estén dentro del Sistema Nacional de Salud', zanjó.

Además, en la reunión, Gobierno y autonomías han aprobado, 'por primera vez en la historia', un calendario vacunal único para toda España, que incluye ocho vacunas para doce dolencias: poliomielitis, triple vírica (sarampión, rubeola y parotiditis), haemophilus influenzae B, hepatitis B, meningitis meningocócica C, varicela, difteria-tétanos-tosferina, y virus del papiloma humano. 'Las edades de vacunación serán revisadas cada dos años', destacó Mato.

La reforma del calendario de vacunas universal para todo el país ha provocado reacciones de malestar, tanto en algunas Comunidades, como entre el sector de la Pediatría y la Vacunación.

Así, el consejero vasco, Jon Darpón, que hoy no acudió a la reunión del Consejo Interterritorial, manifestó ayer que no aceptará un calendario diferente del suyo propio. La ministra, no obstante, manifestó que le enviará el acuerdo de hoy y se mostró confiada en que Euskadi lo apoye. 'He hablado con él y sé que es muy partidario de que exista un calendario único; las únicas discrepancias surgen con partidas menores de vacunación, como las edades establecidas', señaló Mato en la rueda de prensa.  

Pero Euskadi no es la única autonomía reticente a esta medida. La consejera de Salud del Gobierno de Navarra, Marta Vera, también defendió que se respeten las diferencias de la Comunidad foral, ya que las circunstancias epidemiológicas de la región son distintas de las del resto de España. Vera se refería, en concreto, al virus de la varicela, motivo por el que, a pesar de apoyar el calendario único, defendió también su propuesta de vacunar de varicela a los niños de entre 10 y 11 años que no hayan pasado la enfermedad.

Otras autonomías como Madrid, Aragón, País Valencià, Asturias, Galicia o Extremadura apoyaron la medida al 100%. Por su parte, el consejero catalán, Boi Ruiz, resaltó que lo que se ha aprobado hoy es un calendario 'común' y 'no único' y explicó que en la reunión emitió un voto particular: 'Catalunya continuará haciendo la vacunación del virus del papiloma humano como lo hace ahora', sentenció.

Su homóloga en Andalucía, María Jesús Montero, se mostró partidaria del acuerdo en el tema vacunal, pero en lo respectivo a los nuevos tramos de copago farmacéutico, la consejera espera 'que no vuelva a repercutir en las espaldas de los ciudadanos y que no sean, nuevamente, quienes lleven el peso de la crisis'.

EUROPA PRESS

El consejero de Sanidad y Asuntos Sociales de Castilla-La Mancha, José Ignacio Echániz, atacó hoy a las sociedades científicas que han criticado el calendario vacunal común, asegurando que están movidas 'por intereses comerciales' ya que 'están financiadas por la industria farmacéutica'. El también secretario nacional de Sanidad y Asuntos Sociales del PP se refería, en concreto, a la Asociación Española de Pediatría (AEP), la Asociación Española de Vacunología (AEV) y la Sociedad Española de Medicina Preventiva, Salud Pública e Higiene, que denunciaron que se trata de un 'calendario de mínimos' que obligará a las comunidades a 'importantes' cambios logísticos con un 'dudoso beneficio en salud'.

'Las sociedades científicas se financian con el apoyo de los laboratorios farmacéuticos que tienen intereses comerciales, los consejeros y la Administración Pública velan por los intereses de los ciudadanos, sin intereses comerciales. Cada uno tiene que poner en la balanza a qué intereses responde cada uno, y cuando los consejeros de sanidad, los responsables de salud pública y los responsables de vacunación de las comunidades se ponen de acuerdo es por algo', ha aseverado Echániz.
Echániz: 'Cuando los responsables de salud pública se ponden de acuerdo, es por algo''Y enfrente siempre hay elementos que distorsionan y que responden a intereses que no siempre son los de la salud pública de los ciudadanos', ha añadido.

Los colectivos aludidos respondieron enseguida ante tal ataque, y aseguraron que su rechazo al calendario vacunal único se basa en evidencias científicas y no a 'intereses comerciales de la industria'. Según exponen en un comunicado conjunto, las únicas motivaciones que les mueven para realizar sus recomendaciones clínicas están basadas 'en evidencias científicas, públicas, contrastadas y avaladas por las organizaciones científicas internacionales'.

Pediatría,Vacunación y Salud Pública: 'Es un calendario de mínimosAdemás, señalan que éstas 'son seguidas en un amplio número de países de nuestro entorno'. Con estas afirmaciones AEP, AEV y SEMPSP justifican su rechazo al calendario vacunal unificado que se ha aprobado este jueves. Por último, sostienen que las recomendaciones expuestas 'no difieren en lo sustancial de las efectuadas, sin éxito, por los Técnicos de Salud Pública de la Ponencia de Programas y Registro de Vacunaciones del Ministerio de Sanidad'.

Un par de horas más tarde, Echániz quiso suavizar sus declaraciones a través de un comunicado de la Consejería de Sanidad de Castilla-La Mancha, asegurando que 'respeta profundamente' el papel que juegan las sociedades científicas 'aunque no esté de acuerdo con las propuestas de ampliar el número de vacunas'. En este sentido, pide que se trabaje con evidencias científicas 'y con medicamentos que tengan una eficacia probada. De momento - insistió- ya supone un gran avance el contar con un calendario unificado, aunque más adelante se puedan incorporar modificaciones'.