Público
Público

McCain critica a Obama por el rechazo del plan de rescate

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El candidato presidencial republicano, John McCain, acusó el lunes a su rival Barack Obama de ayudar a hundir un plan de rescate de 700.000 millones de dólares para Wall Street, pero los demócratas dijeron el senador de Arizona está desviando la atención de sus propios fracasos.

Obama, en tanto, declaró que cree que aún es posible lograr un acuerdo tras el sorpresivo rechazo legislativo del monumental plan de rescate para la industria financiera, que hizo tambalear a la bolsa de valores de Nueva York.

McCain y Obama opinaron que el Congreso debe regresar a trabajar inmediatamente sobre un nuevo paquete, pero McCain criticó a los demócratas por el colapso de la propuesta.

"Se espera que nuestros líderes dejen la actitud partidista en la puerta y vengan a la mesa a resolver nuestros problemas. El senador Obama y sus aliados en el Congreso infundieron un partidismo innecesario al proceso", manifestó McCain durante una escala de su campaña en Iowa.

La mayoría de los representantes demócratas apoyó la propuesta y la buena parte de los republicanos se opuso a ella.

Líderes parlamentarios republicanos dijeron que algunos de los miembros de su partido se molestaron antes de la votación por el discurso de la presidenta de la Cámara, la demócrata Nancy Pelosi, porque lo vieron como partidista.

El asesor de McCain Douglas Holtz-Eakin fue aún más duro en sus críticas a Obama, después de que la Cámara baja votara 228 frente a 205 contra el plan. Un total de 133 republicanos y 95 demócratas se opusieron.

"Barack Obama fracasó en el liderazgo, atacó a John McCain y se rehusó incluso a decir si apoyaba la propuesta final", dijo Holtz-Eakin en una declaración tras la votación.

"Esta propuesta fracasó porque Barack Obama y los demócratas pusieron la política antes que el país", dijo Holtz-Eakin.

McCain dijo la semana pasada que pondría en pausa su campaña a fin de ayudar a elaborar un acuerdo y amenazó con no participar en el debate del viernes, aunque eventualmente cedió.

Pero los demócratas hicieron notar que McCain no había convencido a suficientes republicanos para conseguir la aprobación del proyecto.

"John McCain vino a Washington D.C., y dijo que venía a montar las cosas. Bueno, las cosas se desintegraron cuando él estuvo aquí", dijo a la cadena MSNBC el representante demócrata Gregory Meeks de Nueva York.

"MOMENTO PARA UNIRSE"

McCain pasó el fin de semana en Washington, conversando por teléfono con participantes en las negociaciones, pero no fue al Capitolio.

Obama también habló por teléfono con el secretario del Tesoro, Henry Paulson, y líderes del Congreso, aunque sin interrumpir su campaña.

"Este es un momento de crisis nacional, y la falta de acción de hoy en el Congreso, así como la furiosa e hiper partidista declaración dada a conocer por la campaña de McCain son exactamente la razón por la que el pueblo estadounidense está indignado con Washington", dijo el portavoz de Obama, Bill Burton.

"Ahora es el momento de que demócratas y republicanos se unan y actúen para prevenir una catástrofe económica", agregó Burton.

Obama ha avanzado en las encuestas de opinión en las últimas semanas, mientras se desarrollaba la crisis, un reflejo de que algunos votantes favorecen su liderazgo en asuntos económicos.

El senador por el estado de Illinois tiene ahora una pequeña ventaja sobre McCain para las elecciones del 4 de noviembre, según la mayoría de los sondeos.