Público
Público

Medio centenar de víctimas en un atentado en Pakistán

Desde octubre han fallecido cerca de 600 personas por la violencia terrorista

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Al menos 49 personas han muerto hasta el momento y otras 180 resultaron heridas en las dos explosiones registradas anoche en un concurrido mercado de la ciudad de Lahore (este de Pakistán). Las explosiones -una de ellas, perpetrada por un suicida- tuvieron lugar en un intervalo de medio minuto en el mercado de la Luna, situado en el céntrico barrio de Allama Iqbal, según la cadena Geo TV.

Una fuente policial de Lahore consultada por la agencia Efe había situado poco antes la cifra de muertos en 45 y la de heridos en 120 -entre ellos, unos 50 graves-, por el atentado ocurrido en la capital de la provincia del Punjab, de unos siete millones de habitantes. De acuerdo con su versión, una de las detonaciones fue provocada por un terrorista suicida, mientras que la otra fue un artefacto explosivo activado mediante control remoto.

Las explosiones, que tuvieron lugar en el interior del mercado y frente a un banco, causaron un incendio que se extendió por muchos comercios de la zona y permaneció activo durante horas. Según la fuente policial, decenas de edificios resultaron total o parcialmente afectados y más de 40 vehículos quedaron destruidos.

El atentado de Lahore fue el más grave de los ataques registrados ayer en tres de las cuatro capitales provinciales de Pakistán, que dejaron un total de 60 víctimas mortales y más de dos centenares de heridos.

En Peshawar, cabecera de la Provincia de la Frontera del Noroeste (NWFP), al menos 11 personas perdieron la vida en un atentado suicida perpetrado junto a un tribunal, mientras que una explosión en Quetta, capital de Baluchistán, causó una decena de heridos.

Pakistán sufre una nueva ola de violencia desde principios de octubre en la que ya han fallecido más de 600 personas en unas cuarenta acciones terroristas.

El Ejército paquistaní se encuentra embarcado actualmente en una operación a gran escala contra los insurgentes en la región tribal de Waziristán del Sur, considerada el feudo principal de los talibanes paquistaníes, y combate focos de resistencia talibán en diversas áreas del noroeste del país.