Público
Público

Merkel sella un pacto de coalición y promete recortes fiscales

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La canciller alemana, Angela Merkel, selló el sábado un acuerdo de coalición con el Partido Demócrata Liberal (FDP), prometiendo revivir la economía alemana con miles de millones de euros de alivio fiscal, aunque no logró explicar cómo financiará los recortes.

El acuerdo, alcanzado poco después de las 02.00 hora local del sábado, despeja el camino para que un nuevo Gobierno de centroderecha asuma el poder la próxima semana, aproximadamente un mes después de que los conservadores de Merkel y el FDP ganaran una mayoría parlamentaria tras las elecciones federales.

La nueva coalición evaluará extender la vida útil de plantas de energía nuclear que considera seguras, cambiará las reglas bancarias de supervisión para dar al Bundesbank mayores poderes y asegurará la continuidad de la política exterior, de acuerdo con el texto de 128 páginas.

En el corazón del pacto está el compromiso de un plan para recortar impuestos en 24.000 millones de euros por año a comenzar en 2011, con beneficios para hogares de ingresos bajos y medios y familias con hijos.

También se harán ajustes en los impuestos corporativos y las herencias, medidas que según Merkel y su nuevo ministro de Asuntos Exteriores sentarían las bases para el crecimiento mientras Alemania emerge de su peor recesión desde la Segunda Guerra Mundial.

DUDAS POR FINANCIACIÓN

Economistas, sin embargo, se mostraron escépticos sobre la manera en que el Gobierno financiará sus planes fiscales, especialmente considerando el fuerte déficit presupuestario de 81.000 millones de euros en estímulos que fue impulsado por la "gran coalición" previa de Merkel para combatir la crisis.

Cuando fue presionada por los periodistas sobre el asunto, Merkel dijo que el Gobierno espera que sus medidas eleven el crecimiento, reduciendo de este modo la necesidad de medidas de consolidación del presupuesto.

Una nueva ley de "freno de deuda" forzará al Gobierno a hacer sustanciales reducciones en la toma de préstamos desde 2011.

"Si la coalición quiere reducir la montaña de deuda desde 2011, entonces además de fuerte crecimiento también necesitará hacer ahorros", dijo Andreas Rees de Unicredit, quien presenció la conferencia de prensa de Merkel.

"Estos ahorros probablemente deberían ser a gran escala", manifestó.

Algunos han especulado con que Merkel desea retrasar un anuncio clave de recortes de gastos hasta las elecciones en el estado occidental de Rhin-Westphalia Norte, previstas para mayo de 2010.

Si su partido pierde terreno, el Gobierno podría no contar más con una mayoría de centroderecha en la Cámara Alta Bundesrat, lo que permitiría a las facciones de oposición bloquear proyectos de ley.

Las facciones también se dividieron los puestos del Gabinete, nombrado a Wolfgang Schaeuble, veterano político del CDU de Merkel, como ministro de Finanzas y al líder del FDP, Guido Westerwelle, como ministro de Relaciones Exteriores.