Público
Público

México sigue con identificaciones y trabaja para que masacre no quede impune

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Gobierno mexicano aseguró hoy que continúa el proceso de identificación de las víctimas de la masacre de 72 indocumentados ocurrida el mes pasado en San Fernando, estado de Tamaulipas, y que se sigue trabajando para que la matanza "no quede impune", informaron fuentes oficiales.

"Así lo estamos haciendo con la Procuraduría General de la República (PGR, fiscalía), con la procuraduría del estado de Tamaulipas", declaró el secretario de Gobernación (Interior), José Francisco Blake.

En declaraciones a la prensa el ministro mexicano consideró "lamentable" la situación derivada del hallazgo el pasado 24 de agosto de 72 cadáveres de inmigrantes indocumentados en Tamaulipas, nordeste del país, la mayor matanza contra emigrantes registrada en México.

Blake recordó hoy que los perpetradores de estos crímenes son "bandas de criminales sin escrúpulos, que atacan (...), no solamente las actividades lícitas" sino también otras como la inmigración irregular.

Sobre el asunto fuentes diplomáticas hondureñas en México explicaron a Efe que "el país centroamericano podría enviar a partir de mañana a esta nación personal forense para apoyar en las labores de identificación, una posibilidad que se baraja aunque no está completamente cerrada aún.

Las mismas fuentes señalaron que estaban "sorprendidas" por el hecho de que ayer, de los 16 cadáveres repatriados desde México, sólo 12 fueran entregados a sus familiares mientras 4 más estaban retenidos hasta esclarecer su identidad.

Por su parte fuentes de la Fiscalía mexicana explicaron que el día de hoy "se están haciendo los exámenes propios de la identificación" que incluyen identificación dactilar, dental y, como "último recurso", análisis de ADN para cotejarlas con muestras que proporcionen parientes de los fallecidos.

Ello después de que ayer llegaran desde el estado de Tamaulipas, nordeste de México, hasta la capital mexicana los 56 cadáveres de emigrantes que aún permanecen en este país.

Antes de proceder a las pruebas los cuerpos recibirán un tratamiento de embalsamamiento para evitar que continúe el proceso de descomposición natural, mismo que se ha encargado a una empresa privada conforme a las normas establecidas y los procedimientos de sanidad que marca la Secretaría de Salud.

Por el momento las únicas repatriaciones realizadas son las de 16 emigrantes indocumentados, de los cuales nada más 12 han sido plenamente identificados por sus familiares.