Público
Público

"Mi marido me amenaza con un cuchillo. Temo por mi vida"

Así comenzaba la llamada de auxilio que Brooke Mueller, la mujer de Charlie Sheen, hizo a la policía el pasado día de Navidad

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Charlie Sheen y su mujer mantuvieron una violenta pelea en la que el actor amenazó a su esposa con un arma blanca. Ahora se han conocido los detalles de la llamada que hizo la mujer a la policía, en la que describió el ataque y cómo se sentía en esos momentos. Mientras espera que la justicia actúe, el actor deberá mantenerse alejado de su mujer por orden judicial.

'Mi marido me ha amenazado con un cuchillo, temo por mi vida'. Así comenzaba la llamada de auxilio que Brooke Mueller, la mujer de Charlie Sheen, hizo a la policía el pasado día de Navidad.

Mueller continúa explicando al agente lo ocurrido esa noche, diciendo que 'pensé que iba a morir', pues el actor la inmovilizó en la cama y le puso un cuchillo contra la garganta adivirtiéndole que: 'Más vale que tengas miedo. Si se lo cuentas a alguien, te mato'.

El desencadenante de la pelea fue, al parecer, la petición de divorcio que Mueller hizo a su marido. Eran alrededor de las tres y media de la madrugada, y ambos se encontraban charlando y bebiendo. En ese momento, la mujer le planteó a Sheen el fin de su matrimonio, algo que enfureció a éste.

El actor entonces sacó una navaja que guardaba en el bolsillo trasero de su pantalón, y amenazó a su mujer. Además, en caso de que no fuera él quien acabara con su vida, le advirtió de que tenía un amigo ex policía que 'sabe como hacer el trabajo sin dejar huella'.

Tras la discusión, Sheen empezó a hacer una maleta, momento en que su mujer aprovechó para llamar a la policía. Los agentes acudieron al domicilio y arrestaron al actor, que fue liberado tras pagar una fianza de 6.000 euros.

En su declaración ante la justicia, Sheen negó haber empujado o pegado a su mujer, y tampoco admitió haberle amenazado con un cuchillo; aunque sí confesó que le había roto las gafas.

Ahora queda esperar al 8 de febrero de 2010, día en que tendrá lugar el juicio por agresiones contra Charlie Sheen; mientras tanto, el actor deberá mantenerse alejado de su mujer por orden judicial.

Según informaciones de Contact Music, amigos de la pareja han comentado que el matrimonio no estaba atravesando una buena época, pues 'Brooke es alguien muy social, mientras que Charlie prefiere quedarse en casa; ni siquiera le gusta salir a cenar'.