Público
Público

Miles de personas muestran en silencio su repulsa por el asesinato del brigada Luis Conde

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Miles de ciudadanos se han concentrado este mediodía en silencio ante los ayuntamientos de toda España para condenar el atentado cometido en la madrugada de ayer por la banda terrorista ETA en Santoña (Cantabria) que costó la vida al brigada del Ejército Luis Conde.

Durante las concentraciones convocadas este mediodía por la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) se han guardado cinco minutos de silencio en recuerdo del brigada asesinado por ETA y en repulsa de la violencia terrorista.

Cerca de 3.000 personas se han concentrado en las distintas capitales de provincia de Castilla y León, y la concentración más numerosa se ha desarrollado en Segovia, ciudad en la que residía la víctima mortal, con la asistencia de un millar de personas, entre las que se encontraban el vicesecretario general de los socialistas, José Blanco, y el director de Apoyo a Víctimas del Terrorismo, José Manuel Rodríguez Uribes.

En Valladolid se reunió cerca de medio millar de personas ante el consistorio; en Salamanca y Palencia unas trescientas, en Zamora y León unas doscientas en cada caso y en Soria un centenar.

En Santoña, el pueblo donde murió el brigada, se han concentrado medio millar de personas, mientras que en la Plaza del Ayuntamiento de Santander 400 personas han guardado cinco minutos de silencio.

En Pamplona la corporación municipal se ha concentrado este mediodía frente al Ayuntamiento junto a varios centenares de ciudadanos, y en el acto han tomado parte concejales de todos los grupos municipales, excepto de la ilegalizada ANV.

En el País Vasco no se han sumado a estas concentraciones porque ya se hicieron ayer eco de la convocatoria del lehendakari, Juan José Ibarretxe. No obstante, el Parlamento vasco ha tributado un homenaje al militar asesinado con una ofrenda floral.

En la ciudad de Logroño cerca de trescientas personas se han concentrado en la plaza del Ayuntamiento para protestar contra el atentado.

En Galicia el pleno del Parlamento, que comenzó con un minuto de silencio, ha interrumpido su actividad para concentrarse ante la sede de la Cámara y guardar un minuto de silencio en señal del repulsa, mientras que las corporaciones de los principales municipios gallegos han guardado cinco minutos de silencio.

Alrededor de un centenar y medio de personas han secundado en Oviedo una concentración silenciosa, que para el presidente del Gobierno asturiano, Vicente Álvarez Areces, significa un "no rotundo" al terrorismo.

Cientos de personas han participado en las concentraciones de los ayuntamientos andaluces y en la que ha tenido lugar frente al ayuntamiento de Sevilla.

La lluvia no ha impedido que unas 150 personas se concentraran frente al ayuntamiento de Granada y varias decenas ante el de Málaga, mientras que en Córdoba, la alcaldesa, Rosa Aguilar, ha dicho que "una vez más el municipalismo se une para responder a la banda terrorista y decirle que matando no va a ningún lugar".

También cientos de castellano-manchegos se han concentrado ante los distintos ayuntamientos y han guardado silencio para expresar su "desolación, dolor e inmensa rabia", así como el convencimiento de que el chantaje de ETA es estéril.

La mayor parte de las instituciones públicas de la Comunidad Valenciana guardaron a mediodía de ayer cinco minutos de silencio en repulsa por los últimos atentados de ETA, por lo que hoy se han celebrado estos actos ante las puertas de las diputaciones de Alicante y Castellón y de Ayuntamientos como los de Castellón, Benidorm, Elche, Denia o Jávea.

Las concentraciones han transcurrido con total normalidad en los ayuntamientos de Zaragoza, Huesca y Teruel, siendo la más numerosa la de esta última provincia.

Por su parte, el Gobierno canario ha condenado "enérgicamente" el atentado de ETA y ha hecho un llamamiento a la unidad de todas las fuerzas democráticas para luchar contra la "lacra social" del terrorismo, tras el minuto de silencio que guardaron los miembros del Ejecutivo regional.