Público
Público

Miles de personas participan en un rezo colectivo en Tahrir antes de una nueva protesta

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Miles de personas participaron hoy en el rezo musulmán del viernes en la plaza cairota de Tahrir, antes de la protesta convocada para pedir a la junta militar que gobierna en Egipto que acelere las reformas exigidas en la pasada revolución.

En un ambiente festivo, hombres, mujeres y muchas familias con niños, pertrechadas con banderas egipcias y periódicos para protegerse del sol abrasador que hoy luce en El Cairo, acudieron a la plaza, donde los organizadores esperan reunir a un millón de personas.

Al igual que en manifestaciones anteriores y para evitar incidentes, brigadas de voluntarios registraban a los ciudadanos en los accesos a Tahrir, epicentro de la revolución que en febrero pasado acabó con el régimen de Hosni Mubarak.

"Queremos libertad, queremos que el Ejército nos trate como personas y no como animales", señaló Zeinab Faruk, profesora de sharia (ley islámica), que acudió ataviada con un niqab, velo que cubre la cara.

Faruk expresó su convencimiento de que el Consejo Supremo de las Fuerzas Armadas protege a los dirigentes del antiguo régimen. "Van muy lento (en las reformas) porque el Ejército estaba empleado por Hosni Mubarak y su corazón está con él".

La profesora concluyó que pase lo que pase lo que a ella le gustaría es que se instaure la ley islámica en el país.

La irritación contra la junta militar era patente hoy en la plaza, ya que muchos ciudadanos consideran que el paso hacia la democracia están siendo muy lento.

Algunas pancartas que llevaban los manifestantes, que gritaron consignas como "todos somos uno", contenían mensajes como "sí, prisión a los miembros del antiguo régimen" y "no a los juicios militares".

Para el joven Jaled Abdalá, de 28 años, "no es aceptable que haya 10.000 civiles que hayan sido juzgados por cortes militares".

"Creo que en el Consejo Supremo de las Fuerzas Armadas están más interesados en ellos mismos que en el país. Son responsables del maltrato de civiles, no se están comportando de forma transparente y no me fío de sus intenciones", señaló a Efe.

En el sermón multitudinario, el imán Mazhar Shahin destacó que "el pasado régimen no ha caído totalmente y sus restos siguen y conspiran contra la revolución".

"Nos estamos manifestando y no vamos a acabar hasta que consigamos nuestras demandas", subrayó.

Numerosas tiendas de campaña se han instalado en la plaza durante esta semana con motivo de la protesta de hoy, mientras que ara aplacar la sed y el hambre de los manifestantes hay numerosos puestos ambulantes que venden zumos, agua, refrescos y comida.