Público
Público

Miles de personas protestan en toda España por los despidos en entidades nacionalizadas

Según los sindicatos del sector bancario, unas 35.000 personas han perdido sus empleos desde que comenzara la reestructuración bancaria y se preveén 12.000 despidos más

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Las convocatorias sindicales para protestar por los despidos en la banca nacionalizada han sacado a la calle a miles de trabajadores del sector bancario este lunes de Nochebuena. Los sindicatos cifran en 12.000 los manifestantes que han participado en las concentraciones de las principales capitales de provincia españolas, a excepción de Barcelona, que lo hará el próximo día 27. 

La convocatoria, que se ha producido sin incidentes, se ha desarrollado alrededor del mediodía, a excepción de Galicia donde ha sido una hora después, coincidiendo con el fin de la jornada laboral reducida en banca por Nochebuena.

Los sindicalistas y trabajadores han cambiado los silbatos por las panderetas y las zambombas, y han adaptado villancicos propios de la jornada para pedir que no se produzcan cierres de sucursales, y como consecuencia más despidos de los que ya se han materializado y seguirán materializándose en esta crisis.

Se han cambiado silbatos por panderetas y zambombas y han adaptado villancicos a la jornada de protesta. Todo para pedir que no se produzcan cierres de sucursales bancarias.

Jose Miguel Villa, secretario general de la Federación de Servicios de UGT, ha indicado que el principal motivo de las concentraciones es la amenaza de despidos. El sindicalista ha manifestado que ya se han perdido 35.000 puestos se trabajo en la banca y que podría haber entre 10.000 y 15.000 nuevos despidos en una nueva reconversión. 'Desde el punto de vista de ajuste laboral, los trabajadores son las víctimas' declaraba Villa. 

Los manifestantes portaban pancartas con frases como: 'Sector financiero: trabajadores inocentes, banqueros culpables', o 'Liquidaciones millonarias pagadas con sueldos de empleados'.

La Comisión Europea aprobó el pasado 28 de noviembre los planes de reestructuración de los bancos españoles nacionalizados con duras exigencias que implican una reducción de su tamaño en más del 60 %.

Según fuentes del Banco de España, el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) tiene previsto inyectar esta semana la ayuda europea a las cuatro entidades nacionalizadas (BFA-Bankia, Banco de Valencia, NCG Banco y CatalunyaCaixa), para que estén completamente capitalizadas antes de que acabe el año.

Los cuatro bancos nacionalizados recibirán un total de 36.965 millones de euros en ayudas europeas, de los que casi la mitad, 17.960 millones, irán a Bankia, mientras que 5.425 millones serán para Novagalicia; 9.080 millones a CatalunyaCaixa, y otros 4.500 millones para el Banco de Valencia.

En la Rioja, Javier Correa, responsable de CCOO de Bankia en la capital riojana ha calificado de 'salvaje' el planteamiento de la entidad a los trabajadores, que en la comunidad asciende a 400.  

En las sedes centrales de las capitales gallegas, centenares de trabajadores protestaban en medio de fuertes lluvias, contra los planes de reestructuración que podrían provocar la salida de hasta 2.500 empleados. En la concentración, que participaron representantes de todos los sindicatos con representación en Novagalicia, se denunciaba que la reestructuación 'va a ser la liquidación del sistema financiero gallego' y 'la liquidación definitiva del sistema de las cajas que tanto tuvo que ver con el desarrollo del país'. En las protestan se apreciaban letreros con la frase: 'Eu son rentable, despedirme é inviable'. 

'¿Ahora resulta que sobramos uno de cada tres empleados?' manifestaba Eduardo Rodríguez, sindicalista de la Unión de Empleados de Ahorro que protestaba por el Plan de Recapitalización de Caja España-Duero a las puertas de la sede principal de la entidad bancaria en Valladolid. 'Lo más indignante es que los trabajadores tengan que pagar las consecuencias de las malas decisiones tomadas por otras personas'.  

¿Ahora resulta que sobramos uno de cada tres empleados?

En varias capitales de Castilla y León -Valladolid, Segovia, Salamanca, Ávila y León- se han concentrado  varios centenares de personas. Los sindicatos han pedido en León que se deriven los 'beneficios millonarios' que la banca asegura que tendrá en 2013 para que haya una 'salida no traumática' para los empleos en el sector. 

En Sevilla y Málaga, varios centenares de trabajadores de la banca y delegados sindicales se han concentrado ante las sedes del Banco de España ante los 'despidos salvajes' que está llevando a cabo el sector financiero.  UGT y CCOO lamentan que 'la gran reestructuración que hay en marcha en el sector financiero'.

El número de oficinas de bancos y cajas de ahorros  descendió en Andalucía un 3,7 por ciento, hasta registrar a septiembre de 2012 las 6.028 oficinas, por debajo de las 7.000 sucursales y algo por encima de las 6.000, según datos del Banco de España.  Los bancos y cajas cerraron en la Comunidad en el tercer trimestre 237 sucursales en relación con el mismo período de 2011.

Bankia, la mayor entidad de las nacionalizadas, anunció el pasado día 11 que despedirá a 5.000 empleados, 1.000 menos de los previstos inicialmente en el plan de reestructuración exigido por Bruselas. El banco planteó indemnizar a los trabajadores que dejen el grupo con 22 días por año trabajado, con un tope máximo de 14 meses, por encima de los 20 días y las doce mensualidades que establece la reforma laboral para el despido justificado por causas económicas, lo que los sindicatos consideran 'inaceptable'.