Público
Público

Los militantes que piden aplazar el Congreso rehúsan respaldar a Chacón o Rubalcaba

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los militantes del PSOE que piden aplazar el Congreso Federal de febrero a junio descartan respaldar a Alfredo Pérez Rubalcaba o a Carme Chacón para la secretaría general del partido, según ha dicho a Efe el integrante de este grupo y firmante Jesús Garrido, exsecretario general del PSOE de Pilas (Sevilla).

La carta pidiendo el aplazamiento del congreso en favor de un debate "serio y en profundidad" que se ejerza, según Garrido, "sobre ideas y no sobre personas" fue firmada el pasado día 28 por una treintena de socialistas, de los que 17 eran andaluces, y hoy ya cuenta con el respaldo de 230 militantes, entre ellos históricos como el exalcalde de Sevilla Alfredo Sánchez Monteseirín.

La exconsejera de la Junta y miembro del Comité Federal Carmen Hermosín y el eurodiputado Luis Yáñez son otros firmantes, junto a militantes de toda España, tanto del PSOE como de las Juventudes Socialistas.

Jesús Garrido ha dicho a Efe que los firmantes no apoyan ni a Chacón ni a Rubalcaba por considerarlos responsables "no sólo de los errores del Gobierno, sino de los del partido para con los militantes", de ahí que esta iniciativa por la demora del Congreso quiera servir para "concienciar a la dirección federal de que no puede seguir tomando decisiones de espaldas a los militantes".

"Rubalcaba ha sido un buen candidato y un bien ministro, igual que Carmen Chacón, pero ahora lo que está en juego es la secretaría general", ha diferenciado Garrido, para quien lo menos que han debido hacer ambos antes de postularse como candidatos a la secretaría general del partido es "como mínimo someterse a una moción de confianza".

"No sabemos si en el mismo Congreso Federal habrá una tercera vía, pero lo importante es dónde está el debate para que surja esa tercera vía", según Garrido, para quien lo importante es: "A ver adónde vamos, y luego quién nos lleva".

La carta dirigida al Comité Federal pidiendo el aplazamiento del 38 Congreso no aspira a conseguir un determinado número de firmas ni se ha fijado ningún tope, ya que lo que pretende es provocar un debate "serio y con calma" sobre el futuro del PSOE.

"El partido ha de estar unido y cohesionado pero, sobre todo, debe tener una estrategia, un discurso propio y diferenciado y un diálogo abierto con la sociedad que nos permita recuperar la confianza de quienes dan inequívocas muestras de desapego ante una política y unos políticos que, sienten, no representan sus intereses", dice la carta, que opta claramente por la celebración de primarias para elegir candidatos a gobiernos y alcaldías.