Público
Público

Millet sostiene que era de dominio público que el proyecto del Hotel era privado

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El imputado en el caso del Palau de la Música Fèlix Millet ha sostenido hoy ante la juez que era de dominio público que la entidad cultural había cedido a un particular el proyecto de construcción de un hotel de lujo junto al edificio modernista, y que él mismo lo comunicó a la Fundación.

Millet ha declarado hoy como imputado durante cerca de tres cuartos de hora ante la juez que investiga las irregularidades urbanísticas para la construcción del hotel del Palau de la Música, para responder únicamente sobre los nuevos delitos -prevaricación y falsedad documental- que le imputa la Fiscalía en su ampliación de querella.

Por este caso, están también imputados por prevaricación y falsedad documental la cúpula de urbanismo del Ayuntamiento de Barcelona, con el teniente de alcalde Ramon García-Bragado y el ex gerente de Urbanismo Ramon Massaguer al frente.

Según han informado fuentes judiciales, en el interrogatorio de hoy, en el que Millet se ha escudado constantemente en evasivas, el ex presidente del Palau ha precisado que era público y notorio que se había cedido a la promotora Olivia Hoteles el solar para la construcción del proyecto hotelero.

De hecho, ha asegurado, él mismo comunicó esa cesión en una de las reuniones de la Fundación Palau de la Música, en la que, ha añadido, supone que debía haber algún representante de las administraciones, cuando el año 2007 se acababa de formalizar la cesión.

En esa reunión, Fèlix Millet ha asegurado que presentó públicamente a Manuel Valderrama, propietario de Olivia Hoteles, como el promotor que iba a encargarse de sacar adelante el proyecto hotelero.

Por otra parte, el ex presidente del Palau de la Música ha asegurado que desconoce quién es el autor del manuscrito, transcrito después en un ordenador de la entidad cultural, que reproduce una supuesta conversación telefónica entre el teniente de alcalde Ramon García Bragado y el arquitecto Carles Díaz para establecer una "hoja de ruta" sobre el proyecto hotelero.

Dicho documento, fechado el 2 de marzo de 2006 -precisamente seis días antes de la firma del primer convenio entre Economía y el Palau de la Música para la permuta de usos urbanísticos que facilitara la construcción del hotel-, establece que Bragado y Massaguer habían quedado en que el proyecto debía llevarse a cabo "sin publicidad" y que Millet debía ganarse, gracias a su ascendiente social, el apoyo de todos los partidos.