Público
Público

Millones de personas siguen sin antirretrovirales, según la ONU

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Más de la mitad de los 9,5 millones de personas que necesitan fármacos contra el sida no pueden obtenerlos y 33 millones de personas de todo el mundo siguen infectadas con el virus que causa la enfermedad, según un informe de las Naciones Unidas difundido el miércoles.

El acceso a las medicinas, asesoramiento y las pruebas para detectar el sida han aumentado, pero aún se produjeron 2,7 millones de infecciones nuevas en 2007 y el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH) que causa el sida sigue siendo un importante reto para la salud mundial, dijo el informe.

Teguest Guerma, directora sobre el sida de la Organización Mundial de la Salud, con sede en Ginebra, indicó que se habían producido algunos progresos: particularmente en el acceso a las pruebas del VIH y en el asesoramiento, en el reparto de medicamentos para el VIH entre mujeres embarazadas y en aquellos en países de renta media y baja.

Pero dijo que el objetivo acordado internacionalmente de alcanzar el acceso universal al tratamiento para 2010 era poco probable que se alcanzara y requería un esfuerzo más concentrado.

"Estamos avanzando hacia el acceso universal, pero aún no estamos ahí", dijo en una entrevista telefónica. "Necesitamos mantener el esfuerzo y el compromiso y ahora tenemos que avanzar".

Desde que la pandemia del sida comenzó a principios de los 80, más de 25 millones de personas han fallecido a causa del virus. No existe cura, pero una combinación de fármacos conocidos como terapia antirretroviral altamente activa puede ayudar a mantenerlo bajo control.

Según un informe de ONUSIDA, los grupos con un alto riesgo de infección, incluyendo hombres homosexuales, prostitutas, drogadictos y prisioneros, aún tienen un acceso limitado a la prueba del VIH y servicios de asesoramiento.

Como resultado, sólo el 40 por ciento de las personas que se estima que tienen sida son conscientes de que están infectados.

PERSPECTIVAS DE UNA VACUNA

El informe alabó la "expansión sin precedentes" del tratamiento entre los países de rentas bajas y medias, donde más de 4 millones estaban recibiendo fármacos a finales de 2008, desde los 3 millones un año antes.

Los incrementos más marcados se produjeron en el África subsahariana, donde se registran alrededor de dos tercios de las infecciones por VIH. Alrededor de 2,9 millones de personas recibieron tratamiento en 2008, en comparación con los 2,1 millones en 2007.

Las mujeres embarazadas, que pueden transmitir el virus a sus hijos, también han tenido un mejor acceso a las pruebas y los fármacos. ONUSIDA dijo que el 21 por ciento de la embarazadas en los países de rentas bajas y medias se hicieron un test de VIH en 2008, un 15 por ciento más que en 2007 y que el 45% de las embarazadas recibían tratamiento para el VIH.

Compañías y grupos sin ánimo de lucro, junto a gobiernos, han estado trabajando en lograr un vacuna contra el virus, y los expertos están de acuerdo en que una vacuna es el único modo de vencer la enfermedad.

Los resultados de un ensayo conocido la semana pasada mostraron que por primera vez, una vacuna experimental protegía contra el virus, pero sólo redujo la tasa de infección en un 30%.

"Tenemos que continuar la investigación porque existe esperanza para el descubrimiento de una vacuna", dijo Guerma. "Pero por el momento, una vacuna con una eficacia modesta no puede ser usada en sí misma".